Ascer celebra que el Gobierno marroquí rechace acusación de dumping de los azulejeros

Publicado 11/12/2015 15:35:38CET

   CASTELLÓN, 11 Dic. (EUROPA PRESS) - -

   La Asociación Española de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos (Ascer) ha aplaudido este viernes que el Ministerio marroquí de Comercio Exterior no haya dado el visto bueno al expediente antidumping contra las exportaciones de azulejos de España e Italia que solicitó el sector cerámico de Marruecos para proteger sus productos.

   Según ha explicado este viernes el secretario general de Ascer, Pedro Riaza, cuando se planteó la posibilidad de presentar un expediente antidumping en Marruecos contra las exportaciones de azulejos de España e Italia y el Ministerio marroquí dio el visto bueno a ultimar la solicitud de los fabricantes de este país para abrir una investigación "pusimos en marcha nuestros mecanismos para evitar lo que consideramos que sería una pésima noticia para el sector".

   Entonces, según ha dicho, se analizaron las acusaciones de los fabricantes marroquís y vimos que tenían errores que las hacían poco atendibles, por lo que pedimos a la oficina del Ministerio marroquí que, antes de tomar ninguna decisión, nos escuchara".

   Así, se organizó una reunión en la que el sector cerámico español pudo exponer sus argumentos y la oficina marroquí encargada del caso decidió devolver la documentación aportada por los fabricantes de este país, "al considerar que era rechazable".

   Riaza ha destacado la "profesionalidad" con que ha actuado la administración marroquí, "puesto que ha tomado una decisión valiente que hay que valorar". "Vamos a hacer todo lo posible por demostrar en el futuro que no hay dumping en las exportaciones a Marruecos", ha añadido.

CHINA

   Por otra parte, Riaza se ha referido a los "efectos saludables" sobre el mercado europeo que han tenido los derechos antidumping vigentes desde 2011 en la Unión Europea contra las importaciones de baldosas cerámicas chinas y cuya vigencia expirará en septiembre de 2016, pues sin ellos -ha dicho- "se hubiese producido un inundación de baldosa chinas a bajo precio que hubiera distorsionando el mercado".

   "Estamos intentado que, cuando finalicen estos derechos, no vuelva a aparecer el brío chino e intenten utilizar Europa como el gran mercado exportador", según ha explicado el secretario de Ascer, por lo que -ha apuntado- "es necesario pedir a la Unión Europea una revisión de la expiración para que haga una valoración de la situación y alargue el periodo de vigencia cinco años más, pues no podemos permitirnos volver a la situación de 2011".

   Por otra parte, Riaza ha explicado los efectos negativos que puede haber si se le concede a China es estatus de economía de mercado "pues este país no tiene condiciones que permitan que el dumping funcione como en otros países".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies