La Audiencia impone 20 años de cárcel al hombre que mató a su pareja de 36 puñaladas en un paraje de La Albufera

Actualizado 17/12/2013 22:27:10 CET

VALENCIA, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia Provincial de Valencia ha impuesto 20 años y un mes de prisión al hombre que mató a su pareja tras asestarle 36 puñaladas en un paraje de La Albufera el 12 de noviembre de 2010. El acusado reconoció los hechos durante el juicio pero alegó que en ese momento sufría un trastorno psiquiátrico.

El tribunal le condena como autor de un delito de asesinato, con la circunstancia atenuante de reparación del daño --al pagar parte de las indemnizaciones a los hijos--. Además de la pena de prisión, le obliga a pagar a los tres hijos y a la hermana de la víctima un total de 320.000 euros, según consta en la sentencia.

La Audiencia considera probada su autoría --al igual que hizo el jurado popular que le juzgó-- y, además, estima que se trata de un ataque "súbito, inesperado, repentino e imprevisto". Asimismo, señala que cuando la víctima coloca la cabeza en su regazo --que fue cuando la atacó--, "también se trataría de aprovechamiento de una especial situación y desamparo de la víctima que impide cualquier reacción defensiva--.

Es más, agrega: "los hechos declarados probados revelan una actuación del autor dirigida no solo a causar la muerte de la víctima, sino además a causarle otros sufrimientos añadidos (...). El proceso que le condujo a la muerte fue por tanto extremadamente doloroso y vivido en condiciones de conciencia por la víctima, tal y como acreditan los signos de vitalidad en las heridas que presentaba".

Respecto al trastorno psiquiátrico, el tribunal se remite a los informes forenses en los que se señalaba que los trastornos mentales que sufría el hombre no le impedían conocer y entender la trascendencia de sus actos, ni mermaban su capacidad de autodeterminarse líbremente.

El incidente tuvo lugar el 12 de noviembre de 2010, sobre las 14 horas, en La Albufera, donde la pareja, que llevaba unos meses de relación, había ido a dar un paseo. En un momento determinado, ella, con tres hijos mayores de edad, se puso a llorar por los problemas familiares que dificultaban su relación.

El hombre aprovechó que ella agachó la cabeza para ponerla en su regazo en busca de consuelo para asestarle varias cuchillas en el cuello con un cuchillo que llevaba en el maletero de su coche.

Como consecuencia de esta agresión, el cuerpo de ella cayó en La Albufera aún con vida, con lo que él se arrojó también al agua y con el propósito de acabar definitivamente con su vida continuó clavándole el cuchillo repetidamente en el abdomen, zona torácica y extremidades un total de 36 veces, hasta que comprobó que el cuerpo se hundía en el agua. Luego abandonó el lugar.

La mujer falleció a causa de una sección laríngea y perforación pulmonar y cardiaca múltiple. En el momento en que se registraron los hechos, el hombre había sido sometido a lo largo de su vida a tratamiento psiquiátrico en diversas ocasiones por síndrome ansioso depresivo y abuso de alcohol. La víctima tenía tres hijos mayores de edad, uno de ellos de 20 años que residía con ella, y otros dos que vivían en Argentina.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies