Los ayuntamientos se comprometen a ajustar el IAE a la realidad productiva de las empresas del sector cerámico

Actualizado 16/07/2009 20:51:54 CET

CASTELLÓN, 16 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los ayuntamientos de la provincia de Castellón que aglutinan la industria cerámica se comprometieron hoy con la patronal del sector azulejero Ascer a ajustar el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) a la realidad productiva de cada empresa, así como a abordar ya en 2009 un fraccionamiento de los pagos de dicho impuesto.

Ésta es la principal conclusión de la reunión que mantuvieron hoy en la Diputación de Castellón el vicepresidente primero, Francisco Martínez, y los representantes de los ayuntamientos de Castellón, Almassora, Vila-real, Burriana, Nules, L'Alcora, Onda, Vilafamés, Vall d'Alba, Sant Joan de Moró, Figueroles, Ribesalbes y Xilxes con los dirigentes de Ascer.

Según explicó Francisco Martínez, "todos los alcaldes han manifestado su apoyo al sector y se han comprometido a ayudarles respecto al IAE, por lo que se nombrará una comisión para definir un convenio en el que se recoja el planteamiento de Ascer en este sentido".

Por su parte, el secretario general de Ascer, Pedro Riaza, calificó la reunión de "positiva", pues -dijo- "se ha mostrado el apoyo de los alcaldes y de la Diputación para hacer lo posible respecto al IAE, el cual no varía en función de la mayor o menor actividad económica, sino en base a parámetros muy rígidos y que no tienen nada que ver con el momento que atraviesa el sector".

Finalmente, el vicealcalde de Castellón, Javier Moliner, manifestó que "todos hemos entendido la problemática de este sector que es el que ha generados más riqueza y empleo en los últimos años, pero también la situación de las administraciones locales y la extrema gravedad de la financiación local, que ve con preocupación como se ha resuelto el mecanismo de financiación de las comunidades autónomas sin atenderse la financiación local".

"Es necesario abordar la financiación local para que los ayuntamientos podamos atender problemas como el que atraviesa el sector cerámico y necesitamos compensaciones del Estado", añadió Moliner.

Sin embargo, añadió, "la urgencia de esta cuestión merece respuestas contundentes, por lo que hemos asumido compromisos para abordar en 2009 un fraccionamiento de los pagos del IAE y de trabajar para ajustarlo a la realidad productiva de cada empresa", aunque -advirtió- "hay que compensar el detrimento de ingresos de los ayuntamientos para que no lo paguen los ciudadanos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies