Camps acusa a los socialistas de "montar" una realidad y coger un "atajo peligroso" al no poder gobernar

 

Camps acusa a los socialistas de "montar" una realidad y coger un "atajo peligroso" al no poder gobernar

Actualizado 17/06/2010 14:44:08 CET

Luna asegura que "cuando se pasa de un determinado grado, lo que hay que hacer es confesar en un juzgado"

VALENCIA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Generalitat, Francisco Camps, manifestó hoy en el pleno de las Corts Valencianes que los socialistas "hacen oídos sordos a la verdad" y "han creado y montado una realidad" --en referencia al 'caso Gürtel'-- porque se han dado cuenta "de que no hay manera de gobernar democráticamente en esta comunidad y han decidido coger un atajo peligroso". Remarcó que los expedientes de contratación de la Generalitat están a disposición de la oposición, si bien destacó que los socialistas sólo han ido a consultar uno de cada cuatro.

Camps respondió en la sesión de control a una pregunta que le formuló el portavoz del PSPV, Ángel Luna, en la que señaló que si el Consell "no tiene absolutamente nada que ocultar, por qué se impide a la oposición el acceso a los expedientes" de los contratos públicos.

Inquirió también al jefe del Consell si es verdad que existe "un señor que se llama Álvaro Pérez, ¿usted lo conoce, ha hablado alguna vez con él?" y si existe otro "señor que se llama Francisco Correa, que tiene una trama de empresas" que participó en las adjudicaciones de la visita del Papa a Valencia. "¿Es verdad que la empresa Orange Market ha trabajado en las campañas del PP y ha contratado con la Generalitat?" y que hasta cuatro órganos judiciales "han visto indicios de delito en toda esta actividad", continuó inquiriendo Luna.

Afirmó que hay 47 expedientes de contratación de la Generalitat con el grupo Sedesa, de la familia del vicepresidente tercero del Consell, Juan Cotino, apuntó Luna, "a los que no podemos acceder", así como tampoco a los de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA), con unos sobrecostes que ascienden a 600 millones de euros, siguió el portavoz socialista. "¿Es real la realidad, tiene usted alguna que otra realidad que contar?. No nos cuenta ninguna realidad y se empeña en construir una teoría con el abogado de [José Luis] Ulibarri sobre el tema de los trajes", espetó a Camps.

En esta línea, indicó que el jefe del Consell "ha perdido la oportunidad de dar explicaciones" porque, según señaló, "cuando se pasa de un determinado grado lo que hay que hacer es confesar en un juzgado". Señaló que el período de sesiones está concluyendo pero "todavía le queda el período judicial" y, al respecto, pronosticó a Camps que no va a pasar "un buen verano".

El presidente de la Generalitat censuró a Luna por ejercer de "fiscal de pacotilla" y le reprochó que no crea en la Comunitat Valenciana y, por eso, dijo, "se siente tan incómodo en estos escaños; no está en el lugar que le corresponde en la política, a lo mejor será en otro sitio" como el Congreso de los Diputados o el Parlamento Europeo, citó, "pero sé que a usted la Comunitat Valenciana no le gusta, no ha hablado nunca" de ella y sólo habla de "su única posibilidad de intentar hacer algo en la política a través de una de las artimañas más horrorosas que habrá conocido jamás la historia de nuestra tierra". "DEFENDER LA VERDAD"

Afirmó que los socialistas "hacen oídos sordos a la verdad" y "han creado y montado una realidad" porque se han dado cuenta "de que no hay manera de gobernar democráticamente en esta comunidad y han decidido coger un atajo peligroso", pero, aseveró, "se han encontrado con la confianza y la fuerza de quienes saben que defender la libertad y la verdad vale la pena todos los días".

Recriminó el ejercicio "indigno" que hace Luna como portavoz socialista y apuntó que durante el último año y medio "no ha hecho otra cosa que intentar desviar la atención de la realidad de las cosas". En este sentido, afirmó que tras las próximas elecciones autonómicas deberá dar explicaciones por la "tremenda derrota que habrán tenido por la actitud personal de Ángel Luna y de quienes le han apoyado".

Incidió en que de cada cuatro expedientes que su Gobierno ha puesto a disposición de los socialistas, sólo uno ha sido consultado por estos, "es decir, piden, preguntan y luego no trabajan", apostilló.

Aseveró que los expedientes están a disposición de la oposición y remarcó que toda la contratación administrativa de la Generalitat "está sometida al control de funcionarios del Tribunal de Cuentas". Al respecto, insistió en que la Comunitat "es la más fiscalizada" por este órgano desde que gobierna el PSOE en el Estado porque es una "persecución histérica del socialismo contra la Comunitat Valenciana", remachó.

También preguntó a Luna por qué fue contratado por la empresa a la que cuando fue alcalde de Alicante "adjudicó el 26 por ciento del volumen de contratos, uno de cada cuatro euros; y el 60 por ciento de los contratos por concesión directa en 1992, o a dedo 45 de los 56 contratos, más del 80 por ciento en 1993". Por ello, emplazó a los socialistas a "buscar a otro fiscal que no tenga las dudas de gestión" de su portavoz.

Afirmó que cuando Luna "apunta con el dedo con informes entregados de manera sospechosa ya cree que está enjuiciando y sentenciando y no hay posibilidad de defender la libertad y la verdad, porque es lo que a usted en el fondo le gustaría, porque usted es un hombre de izquierdas", dijo dirigiéndose al portavoz socialista.

El síndic del PSPV también reprochó a los 'populares' que hablen de "montaje y persecución y últimamente se dedican al espionaje", afirmó, a lo que Camps respondió que quienes "espiaban, o al PP o a los pajaritos o a las plantitas del Botánico, son ustedes".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies