Este es el cartel del MIM de Sueca, donde el movimiento habla

Presentación del MIM
MIMVAL
Publicado 05/09/2018 18:13:33CET

VALENCIA, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

Un total de 25 espectáculos integran la 29 edición de la Mostra Internacional de Mim a Sueca (MIM), que se celebrará del 19 al 23 de septiembre bajo el lema 'El movimiento que habla'.

El certamen, patrocinado por la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Sueca, la Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte, y la Fundación Bancaja, ha sido presentado este miércoles en rueda de prensa.

Han participado el secretario autonómico de Cultura y Deporte, Albert Girona; la alcaldesa y el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Sueca, Raquel Tamarit y Vicent Baldoví; presidente de la Fundación Bancaja, Rafael Alcón; y el director del MIM, Joan Santacreu. El Colectivo Glovo ha ofrecido por su parte un aperitivo escénico de su espectáculo Mapa, que se presentará en esta nueva edición del festival.

'El movimiento que habla' es el leitmotiv que recorrerá este año la programación del MIM a través de 25 espectáculos para todo tipo de públicos, que mezclan distintas disciplinas en busca de nuevas formas de expresión gestual y corporal.

"Este año hacemos una apuesta contundente por la danza que llenará de emociones a los espectadores", ha destacado Santacreu tras explicar que "a veces atribuimos el gesto o el mimo a la expresión de la cara y en esta edición queremos mostrar cómo los cuerpos se ponen en movimiento para contarnos diferentes historias, trasladarnos a universos desconocidos e inéditos, próximos o cercanos".

Cuerpos que liberarán su arte y talento tanto en el teatro como en las calles u otros espacios inesperados para hacernos "reír, llorar y hasta volar jugando con el equilibrio, el silencio y los gestos". Y para adentrarnos en la gramática del cuerpo, ha concluido, "inauguraremos el MIM con una clase magistral de Yves Marc, fundador de la cía Théâtre du Mouvement y referente europeo del mimo contemporáneo.

El compromiso escénico y el valor del gesto se pondrán de manifiesto en esta edición con propuestas que glorifican el cuerpo, denunciando sus obstáculos y tabús. Trabajos que abordan temas de la actualidad más candente, como el de los refugiados y las fronteras, que el Colectivo Glovo volcará en Mapas; el papel del patriarcado en nuestra sociedad, en el que ahondará Escandall Teatral en XX; la explotación laboral, temática del espectáculo musical de circo contemporáneo Lurrak, de la compañía vasca con el mismo nombre; o el amor entre personas del mismo sexo, hilo conductor de Poyo Rojo, de la compañía argentina con el mismo nombre, una impactante fusión de danza, acrobacias y clown.

La compañía vasca Ertza plantea en Meeting Point -Premio MAX 2018 al Mejor Espectáculo de Calle- cuestiones sobre las contradicciones humanas y sociales que invitan al público, de una forma lúdica, a tomar una posición activa frente a lo que está viendo. Las complejas relaciones humanas articulan también el montaje de sorprendentes malabarismos de la prestigiosa compañía inglesa Gandini Juggling: Smashed.
La galardonada Maduixa Teatre -tres Premios MAX- presenta su Look at me, working progress que invita a nueve espectadores a mirarse a los ojos unos a los otros y adentrarse en el interior de la otra persona más allá de su aspecto físico. Y una reflexión en clave de danza sobre el ego y el adoctrinamiento social es lo que baila Mou Dansa en La siesta.

La solidaridad y tolerancia son los valores que Comediants La Baldufa realza en Cirque déjà vu. Arte, participación social e inserción laboral definen a los sevillanos Danza Mobile -Premio Max de Carácter Social- que llegan al MIM con su último montaje, En vano, reconocido con el Premio LORCA al Mejor Espectáculo, Mejor Bailarín y Mejor Coreografía. Y otra de las propuestas, entre otras muchas, que ponen su foco de atención en temas de la actualidad, como por ejemplo las libertades individuales, es Alba, que la compañía Théâtre du mouvement estrenará en el MIM. Una adaptación libre de la obra La casa de Bernarda Alba de Lorca hecha de cuerpos, gestos y movimientos.

Albert Girona ha mostrado su "satisfacción y alegría" por formar parte y apoyar desde la Generalitat Valenciana "al buque escénico del MIM, un proyecto avalado por la crítica, el público y la calidad de su programación, que tiene mucho futuro y recorrido por delante".

"ILUSIÓN POR UN PRESUPUESTO A LA ALTURA"

Por su parte, El director del MIM, Joan Santacreu ha agradecido el soporte y aportaciones económicas de las instituciones, "vitales para mantener el festival", pero ha matizado que, al ser un proyecto ambicioso con ganas de seguir creciendo, "las ayudas están muy limitadas y hay que hacer mucho "tetris" para hacer todo aquello que queremos con el presupuesto con el que contamos". A lo que ha añadido que "esperamos con ilusión tener algún día un presupuesto a la altura del que se merece el festival".

Contador