Imputado por el incendio de una vivienda en Vinaròs

Actualizado 07/04/2015 15:26:24 CET

CASTELLÓN, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

   La Guardia Civil ha imputado a la pareja de la propietaria de la vivienda de Vinaròs (Castellón) en la que el pasado domingo se declaró un incendio por un presunto delito de incendio de bienes propios por imprudencia, según han informado fuentes del instituto armado.

   El hombre está acusado de provocar el incendio, que supuestamente se produjo tras manipular una botella de alcohol con fuego.

   Las mismas fuentes han confirmado que en el momento del incendio cayeron desde una las ventanas de la vivienda billetes --8.000 euros-- que se encontraban escondidos en el cajetín de la persiana, cuya procedencia se está investigando.

   El incendio, que afectó a la segunda planta de una vivienda de Vinaròs y a la fachada del edificio, provocó que se quedaran atrapadas siete personas, cuatro de ellas menores de edad, que no resultaron heridas de gravedad.

   El fuego se produjo sobre las 12.25 horas del domingo en la calle San Pascual 40 de Vinaròs, en un edificio de cinco plantas. El fuego se originó en el segundo piso tras supuestamente manipularse una botella de alcohol.

   Los habitantes del inmueble consiguieron abandonar la casa antes de la llegada de los bomberos. Sin embargo, siete personas permanecieron en el edificio.

LAS LLAMAS SALIERON AL EXTERIOR

   Según informó el Consorcio de Bomberos, las llamas salieron al exterior del edificio por la terraza de la segunda planta, ascendieron verticalmente por la fachada y afectaron a los objetos y animales que se encontraban en las terrazas de los pisos superiores --ropa tendida y dos periquitos, que fallecieron--.

   Los bomberos consideraron más seguro que los vecinos del edificio permanecieran en el mismo durante las labores de extinción, ya que, según las mismas fuentes, no había peligro de que el fuego accediera a las viviendas.

   Tras las labores de extinción en la fachada del edificio, los bomberos procedieron a ventilar el hueco de la escalera y a desalojar a los siete habitantes del inmueble, quienes fueron atendidos in situ por médicos del SAMU.

   Seis de ellos resultaron intoxicados por inhalación de humo, todos de carácter leve. Se trata de un hombre de 35 años, una mujer de 49 años y cuatro menores, de 5, 7, 10 y 14 años, todos chicos. Ninguno de ellos tuvo que ser trasladado a un centro sanitario. El imputado pasará este martes a disposición judicial.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies