La Comisión de Festejos Taurinos pide a las Corts derogar la obligatoriedad del segundo médico en los 'bous'

Bous al carrer en Vilafamés. Archivo
AYUNTAMIENTO VILAFAMÉS
Publicado 16/01/2018 15:37:05CET

VALÈNCIA, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Consultiva de los Festejos Taurinos ha firmado una carta, aprobada por unanimidad, en la que pide "derogar, demorar o suprimir" la obligatoriedad del segundo médico en los 'bous al carrer' --recogida en la disposición adicional quinta incorporada a la ley de Acompañamiento-- para abrir el debate en el seno de este órgano, donde considera que se tenía que haber reflexionado antes de aprobar la norma por la "dificultad" que conlleva su aplicación.

Así lo ha señalado a los medios de comunicación el director general de Seguridad y Respuesta a las Emergencias, José María Ángel, tras presidir la Comisión este martes en València, donde han tratado de esta cuestión y para la que quiere que se entienda la "urgencia" que tienen dado que en la Comunitat se celebran unos 9.000 festejos anuales. En esta línea, ha pedido a las Corts "altura de miras" porque el toro necesita del "máximo consenso", aunque desconoce qué grupo dará apoyo a esta iniciativa.

Ángel ha expresado el "máximo respeto" a las decisiones que adoptan los legisladores, cuya capacidad para hacerlo no cuestionan, pero les trasladan que esta comisión, con representación de todos los sectores que participan en los eventos taurinos, tiene la función de "asesorar, ponderar, reflexionar, debatir y mejorar" y trasladar sus informes al legislador y el ejecutivo.

De ahí que consideren que ese debate sobre la obligatoriedad del segundo médico "se debía haber producido el debate antes por la dificultad que tiene para la aplicación de la normativa", ha dicho Ángel, quien ha precisado que, de una "forma respetuosa", han rubricado una carta en la que piden que se "derogue, se suspenda o se demore" la norma --"con la decisión política" que se quiera adoptar por parte del legislador--, para que este debate se produzca en el seno de la comisión.

La Comisión propone la derogación de esa disposición adicional "o, en su caso, proceder a su suspensión, demora, eliminación, aplazamiento o congelación" dado que, según se señala en el escrito, la obligatoriedad de los dos médicos en los festejos provocará "disfuncionalidades importantes" en la organización de los festejos, al ser imposible cumplir con la "hipercualificación" del médico jefe y por no haber suficientes facultativos.

El director de la Agencia de Seguridad no ha concretado el término ya que, según ha precisado, no quieren que esta petición se vea dificultada por una cuestión "terminológica" y confía en que el legislador entienda las dificultades en la aplicación de la norma, para que la derogación esté ya efectiva este mes.

ALCÚDIA DE VEO

No obstante, ha confirmado que la ley está en vigor y se está cumpliendo y ha puesto como ejemplo que el pasado fin de semana así se hizo en la localidad castellonense de l'Alcúdia de Veo, municipio al que tuvieron que dar "todo el apoyo" para cumplir la normativa.

"Mejorar la seguridad en el mundo del toro, como en cualquier actividad, es un debate", ha señalado Ángel, quien considera que se debe acompañar de una reflexión sobre "la conveniencia e inconveniencia, de quién, cómo y cuándo se pueden aplicar las normas porque muchas veces se pueden aprobar y que sean incumplibles".

Por su parte, el presidente de la Federación de Peñas, Vicente Nogueroles, se ha mostrado contundente con lo que proponen: "no aceptamos otra medida que una derogación" y no quieren "de ninguna manera una demora". "Nunca nos hemos negado a negociar, pero esa ley se debe derogar", ha dicho para resaltar que una demora "iría a un camino que no tiene sentido" porque "la ley no aporta nada sino que es la sentencia del 'bou al carrer'".

"El mundo del toro y las peñas nos sentimos muy molestos al ver que sale una ley por la puerta de detrás en las Corts y que va en contra de la celebración normal de un día de 'bous al carrer'", ha indicado, ya que, según ha puntualizado, su "enfado" obedece a que existe una comisión consultiva desde hace 20 años para favorecer la fiesta "y nos encontramos con una decisión por la puerta de atrás en la que no se ha consultado ni de forma colectiva ni individual".

Además, ha subrayado que esta medida no se puede asumir por el propio colectivo médico porque no hay suficientes facultativos en la Comunitat para garantizarla. De igual modo, ha incidido en que es un problema para las peñas, por lo que aboga por "buscar equilibro, económico, de viabilidad y de beneficio para la fiesta".

En esta línea, José Ventura, del Consejo Autonómico de Colegios de Médicos, ha advertido de que la norma que establece la obligatoriedad del segundo médico "no es aplicable" y la ha calificado de "conflictiva", al tiempo que ha lamentado que no han sido consultados "suficientemente".

"La propuesta que hemos hecho siempre ha sido sobre la base de mejorar la seguridad y la de introducir un segundo médico ayudante en los ámbitos donde consideramos que hay riesgo", que son los municipios de más de 5.000 habitantes y en los toros cerriles, aunque rebajando el nivel de requisitos exigidos a los facultativos en general.

Según sus cifras, se celebran unos 600 actos de toros cerriles y pueblos con festejos taurinos de más de 5.000 habitantes son una veintena, lo que supone un 15 por ciento del total. La norma pide que el médico jefe sea cirujano o traumatólogo, pero dedicados a estos espectáculos solo hay uno o dos en Castellón y ninguno en Valencia, ha dicho. Su pretensión es que el médico jefe tenga tres especialidades y el ayudante pueda ser cualquier licenciado en medicina.