El Consell podrá autorizar batidas de jabalí fuera de la temporada de caza y en las zonas comunes como medida de control

Jabalí
GERARDM/WIKIMEDIA COMMONS
Actualizado 25/01/2012 14:04:47 CET

VALENCIA, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Consell podrá autorizar, en las zonas comunes, la caza de jabalí fuera del periodo de ocho semanas establecido en la orden anual de vedas como "medida de control" de esta especie, según se recoge en la nueva orden de la Conselleria de Infraestructuras, Territorio y Vivienda, que regula la caza y control del jabalí en la Comunitat Valenciana, publicada este miércoles en el Diari Oficial de la Comunitat Valenciana.

En la actualidad, la Conselleria de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente autoriza todos los años batidas de jabalíes durante la temporada de caza a través de los planes de aprovechamiento de cada coto. Según la Generalitat, de hecho, todos los cotos con presencia de jabalí tienen batidas autorizadas, prácticamente, todos los fines de semana.

Sin embargo, según ha explicado el director general de Medio Natural, Alfredo González, "a partir de ahora, con esta nueva legislación, también se podrán autorizar como medida de control, en las zonas comunes, fuera de la temporada". "En los últimos años el abandono de los usos tradicionales del monte y el despoblamiento de las áreas de montaña han favorecido el aumento de las poblaciones de jabalí. Esta dinámica poblacional está provocando daños en la agricultura, además de ocasionar graves accidentes de tráfico", ha señalado.

Por ello, ha resaltado que desde el Consell se haya decidido elaborar una nueva orden "que pueda paliar los daños ocasionados por esta especie, que además define de manera expresa los períodos para los distintos tipos y modalidades de caza, las condiciones generales de las autorizaciones y los aspectos relativos a la seguridad en las cacerías".

González ha indicado que el objetivo de esta nueva legislación es "doble": por un lado, "intentar controlar los niveles de las poblaciones de esta especie que pueden llegar a causar daños tanto a la agricultura como por consecuencia de atropellos, y además, intentar establecer unas normas de fácil cumplimiento para evitar accidentes entre los aficionados a la práctica cinegética".

MODALIDADES DE CAZA

La nueva orden recoge las definiciones de las distintas modalidades de caza de jabalí tales como gancho, batida, al salto, rececho y, por primera vez "en espera". Una de las novedades, es la unificación de los períodos de caza para las dos primeras. Asimismo, se incrementa el número de perros para la celebración de ganchos hasta 30 frente a los 15 actuales.

Igualmente, se establecen unas normas comunes de fácil conocimiento para el cazador con independencia de que la modalidad practicada tenga fines recreativos o deportivos o tenga la finalidad de control. En el caso de la modalidad "en espera", es decir, durante los crepúsculos y las noches y donde el cazador espera armado en un puesto fijo a una distancia prudencial, la nueva orden establece la prohibición de usar dispositivos electrónicos o sustancias olorosas atrayentes y la caza, durante los meses de abril, mayo y junio, de hembras que vayan seguidas de crías.

MAYOR SEGURIDAD

Otro de los aspectos en los que incide esta nueva orden es la seguridad de los participantes en las batidas y, por ello, se establecen una serie de normas "de obligado cumplimiento", como la de vestir con chalecos reflectantes.

Igualmente, se recoge la señalización de los postes con un banderín reflectante, que los cazadores solo podrán portar bala como munición o la obligación de de abrir y descargar el arma ante la mera aproximación hacia el cazador de personas ajenas a la cacería. Se prohíbe, asimismo, el cambio o abandono de los puestos por parte de los cazadores y sus auxiliares mientras dura la caería y que el remate de las piezas heridas únicamente lo podrán realizar las personas autorizadas.

También se establece la necesidad de nombrar un encargado-responsable de la organización de la cacería, así como que todos los participantes se reúnan antes y una vez concluida la jornada o que en un mismo puesto no pueden estar dos personas con dos armas montadas.

La normativa prevé la señalización de los caminos de acceso a la mancha para vehículos y las sendas homologadas mediante carteles con la siguiente leyenda 'Atención cacería de jabalí', que incluirá la fecha de la celebración. Tras la finalización de la cacería se procederá a la retirada de los carteles por parte del encargado.

Por último, en la modalidad "en espera" las armas deberán cargarse una vez en el puesto, tras la localización de las zonas de seguridad y campos posibles de tiro y se descargarán una vez finalizada la cacería antes de abandonar el puesto.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies