Cotino dice que Barberá le pidió que se "tomaran decisiones" en Emarsa ante el riesgo de contaminación de playa

 

Cotino dice que Barberá le pidió que se "tomaran decisiones" en Emarsa ante el riesgo de contaminación de playa

Juan Cotino
EUROPA PRESS
Publicado 13/07/2017 10:33:00CET

VALÈNCIA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El exconseller de Agua y Medio Ambiente entre 2009 y 2011 y expresidente de las Corts, Juan Cotino, ha manifestado que la exalcaldesa de València Rita Barberá le llamó un día por teléfono y le pidió que se "tomaran decisiones" en Emarsa ante el riesgo de que se contaminaran las playas de la ciudad en pleno verano debido al mal funcionamiento de la depuradora de Pinedo. No obstante, ha puntualizado que la primera persona que le alertó de los "problemas" en la empresa pública fue el exgerente de la Entidad Pública de Saneamiento de Aguas (Epsar) Juan José Morenilla.

Cotino ha acudido este jueves a los juzgados de València para declarar, en calidad de testigo, en el juicio por la pieza principal del caso Emarsa, procedimiento en el que se ha investigado un presunto desfalco de alrededor de 25 millones de euros en la gestión de la depuradora de Pinedo.

El testigo, procesado en una de las piezas del caso Gürtel, relativa a los contratos por la visita del Papa a València, ha explicado ante el tribunal que a finales de 2009 asumió el cargo del conseller de Medio Ambiente tras el fallecimiento de José Ramón García Antón y, como consecuencia, también el de la presidencia del Consejo de Administración de la Epsar.

En un momento determinado, a los meses de tomar posesión de su cargo, ha expuesto que Morenilla le comunicó "problemas" en Emarsa y le pidió que se tomaran medidas: "Me dijo que había un coste elevado y que era bueno que quizá se sacara la empresa a subasta porque quizá la gestión no era la más adecuada. El fue el que me informó en primer lugar de que la empresa no funcionaba bien y que tenía problemas económicos", ha dicho.

También recibió la llamada de Barberá y le trasladó que su entonces edil y también miembro del consejo de administración de Emarsa María Ángels Ramón-Llin le había dicho que en Emarsa había "problemas". "Me dijo que había que tomar decisiones porque si la depuradora fallaba, podía haber un problema. Las playas podían quedar contaminadas en pleno verano". En junio de 2010 se tomó la decisión de liquidar la mercantil pública.

(((Habrá ampliación)))

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies