Más de 4.500 personas asisten a los conciertos del ciclo Nits al Claustre en el Museu de Belles Arts de Castellón

Actualizado 31/08/2007 21:25:31 CET

CASTELLÓN, 31 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un total de 4.548 personas asistieron a los conciertos del ciclo Nits al Claustre que organiza Castelló Cultural en el Museu de Belles Arts de Castelló, según informaron fuentes de la Generalitat en un comunicado.

"Nits al Claustre es ya todo un clásico de la programación de verano en Castellón, pues el certamen ha ido ganando cada vez más adeptos como demuestran las cifras de asistencia. En sólo un año se ha incrementado en un 24 por ciento el número de espectadores", comentó el director general de Castelló Cultural, Vicente Farnós.

En la actual edición han sido nueve los conciertos que se han realizado de forma gratuita los jueves de los meses de julio y agosto en el Museu de Belles Arts de Castelló.

Entre otros, se ha podido disfrutar de las músicas de la Inestable, grupo de música valenciana liderado por el máximo exponente de la dulzaina actual, Xavier Richart; de los grupos de flamenco Sal mel i vida y de Juan Cortés Trio, de la cantante de soul Jannine, o de los castellonenses Govannon quienes, que, con tres discos ya a sus espaldas, clausuraron ayer el ciclo.

En sus tres ediciones anteriores, el ciclo ha conseguido aumentar paulatinamente el número de asistentes. En la primera edición (2004), 1.541 personas asistieron a los conciertos. En 2005 fueron 1.662, y en 2006 el número de asistentes creció más del doble (3.617 personas), aunque a partir del pasado año los conciertos se celebraron en julio y agosto, ya que en las dos primeras ediciones se realizaron conciertos en el mes de julio.

"Todo un éxito de asistencia que desmitifica el tópico de que la ciudad de Castellón se queda vacía durante el periodo estival y demuestra el acierto de esta iniciativa", destacó Vicente Farnós.

Por su parte, el programador del ciclo, Luis Oscar García, indicó que "las cifras demuestran que es un certamen consolidado, ya que sale a una media de 500 personas por concierto".

La actividad ha contado con un presupuesto de 23.000 euros y ha estado patrocinada por la empresa castellonense Azahart que dirige Francisco Molina. Durante los conciertos, la sala de exposiciones temporales del museo ha permanecido abierta al público, según las mismas fuentes.