Desarticulada en Crevillent un banda de 10 menores que amenazaba y agredía a chicos vulnerables

Dos agentes y un coche en Crevillent
GUARDIA CIVIL
Actualizado 14/12/2017 17:00:57 CET

ALICANTE, 14 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de Crevillent (Alicante) ha desarticulado una banda juvenil, organizada y jerarquizada, compuesta por diez niños de entre 13 y 15 años, que presuntamente amenazaban y agredían a otros menores si no accedían a lo que se les solicitaba. Para ello, elegían a las víctimas "más vulnerables y manipulables", en su mayoría, menores en riego de exclusión social. Una de sus víctimas, sufrió un peisodio de autolesión, lo que llevó a acelerar la actuación de la Guardia Civil.

De los diez, dos chicas --una de ellas la líder y otra una integrante-- han sido detenidas y, tras pasar a disposición de la Fiscalía de Menores, han quedado en libertad provisional con cargos.

Los agentes del Área de Investigación de la Guardia Civil iniciaron la investigación a raíz de una serie de informes y denuncias elaborados por dos centros educativos de Secundaria, en los que se aseguraba haber detectado supuestamente diversos casos de acoso escolar sufridos por alumnos de ambos centros, según ha informado la Comandancia.

Los agentes iniciaron la investigación para averiguar la identidad de los presuntos acosadores, también alumnos de dichos institutos. De las entrevistas mantenidas con los perjudicados, con todos los posibles testigos y del análisis pormenorizado de cada una de las denuncias y de los informes recibidos, se dedujo que se trataba de un grupo de menores completamente organizado y jerarquizado, ya que los miembros obedecían las órdenes de su líder.

Además, se observó que existía un patrón en las técnicas para anular a sus víctimas y hacer que estas entrasen en el grupo, bajo amenazas, coacciones y agresiones. Del mismo modo, existía una "clara preferencia" para escoger a las víctimas más vulnerables y manipulables, en su mayoría, menores en riego de exclusión social.

AUTOLESIÓN DE UN MENOR

En el transcurso de la investigación, se recibió una denuncia más, que forzó a los agentes a acelerar las detenciones, debido a la gravedad de los hechos. En ella, la madre de un alumno reseñó un episodio de autolesión y abandono del domicilio por parte de su hijo, a consecuencia del acoso escolar que sufría supuestamente por parte de la banda.

Con toda esta información y, habiendo identificado a la totalidad de los componentes del grupo, la Guardia Civil procedió a la detención de la principal líder y de otra de las integrantes, ambas de 15 años, por los delitos de acoso escolar, lesiones y amenazas.

Otra chica y dos chicos, de entre 14 y 15 años, han quedado en calidad de investigados. Los cinco miembros restantes (tres niñas y dos niños) carecen de responsabilidad penal por tener 13 años, ya que la edad mínima fijada por la ley española para responder ante la justicia son los 14 años. Los diez integrantes de la banda son españoles y vecinos de Crevillent.

Las dos menores detenidas pasaron este miércoles a disposición de la Fiscalía de Menores de Alicante y quedaron en libertad provisional con cargos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies