Desmantelados dos grandes cultivos con 2.800 plantas de marihuana

 

Desmantelados dos grandes cultivos con 2.800 plantas de marihuana

Plantación localizada por la Policía en la provincia de Valencia
POLICÍA NACIONAL
Publicado 01/03/2015 11:31:32CET

VALENCIA, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido a ocho personas de distintas nacionalidades en una operación en la que se ha conseguido desmantelar dos grandes plantaciones de marihuana en Palma de Gandia y Alzira, con 2.800 plantas.

Según ha informado la Jefatura Superior de Policía en un comunicado, las investigaciones se iniciaron ante las sospechas de la existencia de estas plantaciones en estas dos localidades y Xàtiva.

Los policías localizaron en Palma de Gandia dos chalets de los que salía un fuerte olor a marihuana y comprobaron que tenía la luz enganchada a un poste de suministro y grandes medidas de seguridad, como vigilancia mediante un circuito cerrado de televisión y perros.

En el registro de ambos chalets arrestaron a cuatro personas, dos mujeres y dos hombres, interviniendo 1.600 plantas de marihuana, además de una pistola semiautomática, cinco catanas, un puño americano, tres cajas de munición con 79 proyectiles, seis puñales, y una báscula de precisión, entre otros efectos.

Continuando con las investigaciones, los agentes localizaron una segunda posible plantación en la localidad de Alzira, comprobando que carecían de contrato de suministro eléctrico y que el lugar desprendía un fuerte olor a marihuana, por lo que realizaron un registro y arrestaron a otros cuatro hombres, interviniendo 1.200 plantas y una pistola simulada.

Los arrestados son dos mujeres de 42 y 46 años, de origen alemán y francés respectivamente, y seis hombres de entre 33 y 66 años, de origen español y rumano. Los policías consideran a los ocho detenidos los presuntos autores de los delitos de pertenencia a organización criminal, defraudación de fluido eléctrico y contra la salud pública.

A uno de los arrestados le constaban varias reclamaciones judiciales en vigor, concretamente cinco órdenes de detención para su ingreso en prisión y otras cinco para su detención y presentación en diferentes juzgados.

De los detenidos, cuatro de ellos con antecedentes policiales, dos quedaron en libertad una vez se les tomó declaración, mientras que los otros seis pasaron a disposición judicial, ingresando en prisión cuatro de ellos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies