Desmantelan uno de los puntos de venta de droga más antiguos de Villena (Alicante)

El clan actuaba en el barrio de El Rabal de Villena
GUARDIA CIVIL
Actualizado 16/09/2017 11:33:28 CET

ALICANTE, 16 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de Alicante ha detenido a cinco personas de la misma familia por su presunta implicación en uno de los puntos de venta de droga más antiguos y "fuertes" de Villena, ubicado en pleno centro histórico de la localidad. Los arrestados son tres hombres y dos mujeres de entre 19 y 53 años, según ha informado el instituto armado en un comunicado.

Las investigaciones se iniciaron al tener conocimiento los agentes de que en varios domicilios de Villena se había incrementado el menudeo de las ventas de estupefacientes, así como un aumento de toxicómanos en el entorno del barrio de El Rabal, en el casco antiguo.

El dispositivo de vigilancia de la Benemérita confirmó la existencia de una red de ventas de estupefacientes en varios domicilios de la zona. Los guardias civiles realizaron vigilancias a gran distancia para evitar ser descubiertos y, finalmente, averiguaron los domicilios implicados y lograron diferenciar a las personas que compraban la droga de las que formaban parte del clan.

Las ventas las realizaban tres hombres y dos mujeres de la misma familia, que se organizaban para cumplir con las funciones que les mandaba el líder, que dirigía toda la operación de venta de estupefacientes y pertenecía al clan familiar.

Tras las pesquisas, los agentes efectuaron, mediante mandato judicial, el registro de los domicilios investigados, con la participación de efectivos de Villena, el Servicio Cinológico y la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil de la Comandancia de Alicante.

Intervinieron gran cantidad de telefonía móvil, televisores de última generación, tablets, protectores digitales y ordenadores, así como 47 plantas de marihuana en el interior de uno de los domicilios, 1.500 euros fraccionado en billetes y monedas.

LOS PERROS ENCUENTRAN CASI 60 GRAMOS DE HACHÍS

Los guardias civiles también se incautaron de gran cantidad de estupefacientes, entre ellos un total de 56,7 gramos de hachís, que encontró la unidad canina del Servicio Cinológico, además de diferentes efectos para la preparación de la venta de la droga.

Después de varios meses de investigación, la investigación finalizó con el desmantelamiento de uno de los puntos de venta más antiguos del barrio de El Rabal y la detención del clan compuesto por cinco personas de la misma familia, tres hombres y dos mujeres, entre ellos el líder, como presuntos autores de un delito de tráfico de drogas, otro de pertenencia a organización criminal y un último de defraudación eléctrica.

Los cinco arrestados pasaron a disposición judicial, que decretó su puesta en libertad con cargos a la espera de juicio. Mientras, la Guardia Civil estudia los objetos aprehendidos por si fueran susceptibles de haber sido robados y utilizados para el pago de la droga por los clientes del clan.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies