Detenidos 18 presuntos miembros de un grupo dedicado al narcotráfico en la provincia

Efectos incautados
POLICÍA
Actualizado 06/08/2010 16:59:18 CET

La Policía se ha incautado de 2,6 kilos de cocaína y 4,6 kilos de hachís, entre otras sustancias estupefacientes

ALICANTE, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido a un total de 18 personas como presuntos integrantes de un grupo organizado dedicado al tráfico de drogas en la provincia de Alicante, y se han incautado de diversas cantidades de estupefacientes, entre ellas 2,6 kilogramos de cocaína y 4,6 kilos de hachís, según ha informado en un comunicado la Comisaría de Elche (Alicante).

La operación se ha desarrollado a lo largo de los meses de mayo, junio y julio, en distintas localidades de la provincia de Alicante, y se ha saldado con 18 detenciones y con la incautación de 6.112 gramos de speed, 2.669 gramos de cocaína, 4.614 gramos de hachís, 401 éxtasis, 421 gramos marihuana, nueve plantas de 'cannabis sativa' y más de 34.000 euros

Los detenidos son 13 hombres de nacionalidad española y cinco mujeres, cuatro de ellas españolas y una de nacionalidad colombiana, como presuntos integrantes de un grupo especializado en la adquisición, intermediación, distribución y comercialización ilícitas de sustancias estupefacientes --fundamentalmente cocaína, speed, hachís, marihuana y éxtasis--, radicado en las ciudades de Elche, Alicante y Santa Pola, y con ramificaciones en otras localidades de la provincia alicantina.

La Policía inició una investigación tras tener conocimiento de la existencia de un español residente en Elche, que presuntamente distribuía cocaína y hachís en el interior de un taller de reparación de vehículos con total impunidad y sin levantar sospechas.

Las pesquisas policiales han permitido descubrir todo un entramado delictivo perfectamente estructurado, cuyos integrantes presuntamente obtenían importantes beneficios económicos mediante el tráfico de drogas en Elche, Alicante, Santa Pola, Catral y otras poblaciones, y además tenían importantes conexiones en la Región de Murcia.

Así, los miembros de esta organización presuntamente tenían repartidos los roles y tareas, de tal forma que unos se encargaban de la captación de clientes y negociación de la cantidad, calidad y precio de la droga con estos, otros se encargaban de la adquisición de la droga, de su ocultamiento, de los transportes y del cobro de la droga.

FASES DE LA OPERACIÓN

La primera fase de la operación se desarrolló a finales del mes de mayo, con la detención de una pareja que actuaba como distribuidora de la droga en Catral (Alicante), a los que les fueron intervenidos tres kilogramos de hachís y 66 gramos de cocaína, así como dinero y útiles de manipulación de la droga.

A mediados del mes de julio, la Policía detectó una presunta entrega de cocaína por parte de uno de los miembros más activos del grupo investigado en la localidad de Santa Pola (Alicante), que se saldó con la detención de otras cuatro personas --dos hombres y dos mujeres-- y la incautación 140 gramos de cocaína, 112 gramos de speed y 882 gramos de hachís, así como dinero, básculas y otros útiles de manipulación de la droga.

Además, el 21 de julio también fueron detenidos a otros dos investigados, uno en la localidad de El Campello (Alicante) y otro, un joven residente en Alicante en el Aeropuerto de El Altet. Este último joven está considerado como proveedor de speed, ya que en el registro efectuado en su domicilio fueron hallados cerca de seis kilogramos de speed, de gran pureza, ocultos dentro de unas ollas en la nevera del domicilio.

Así mismo, en este registro la Policía halló en su casa 392 unidades de éxtasis, 226 gramos de marihuana, 12 unidades de LSD, pequeñas cantidades de hachís, cocaína y 'cristal', más de 4.500 euros y numerosos útiles para la manipulación de la droga.

Por último, en la última semana del mes de julio y la primera del mes de agosto la Policía detuvo al resto del grupo en la ciudad de Elche, ocho hombres y dos mujeres, entre ellos los considerados como máximos responsables de la organización delictiva investigada. En esta fase de la operación, también practicaron siete registros domiciliarios.

En uno de ellos, descubrieron un zulo en el suelo en una casa de campo ubicada en la partida ilicitana de Altabix, en cuyo interior se había empotrado una caja fuerte en la que se hallaron más de dos kilogramos de cocaína.

Las investigaciones han sido coordinadas por el juzgado de instrucción numero uno de Elche, a cuya disposición han sido puestos los miembros detenidos del grupo investigado, según las mismas fuentes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies