Dos arrestados en Dénia por cultivar marihuana y traficar con anabolizantes y esteroides

 

Dos arrestados en Dénia por cultivar marihuana y traficar con anabolizantes y esteroides

Había incluso 10 jeringuillas de esteroides para su inyección inmediata
GUARDIA CIVIL
Actualizado 18/06/2017 17:25:06 CET

ALICANTE, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

Un hombre de 40 años y una joven de 20 han sido detenidos en Dénia (Alicante) después de que agentes de la Guardia Civil registrasen su domicilio y descubriesen un cultivo de un total de 427 plantas de marihuana con tecnología de última generación. En la casa distribuían otros tipos de drogas que han sido incautadas, como cocaína, anabolizantes y esteroides, y tenían puños americanos, un arco con flechas y otros objetos peligrosos.

Según ha explicado la Benemérita en un comunicado, efectivos de Vergel tuvieron conocimiento a finales de mayo de un inusual tránsito de gente en un chalet de una pedanía de Dénia limítrofe con Gata de Gorgos. Las sospechas apuntaban hacia un posible punto de cultivo de droga y venta de sustancias estupefacientes.

Durante las primeras investigaciones, se realizaron vigilancias discretas por la zona. A las autoridades les llamó la atención tanto el olor a marihuana que se desprendía de la casa como el ruido de extractores que se escuchaba desde el exterior.

En estas inspecciones iniciales, la Guardia Civil detectó que la electricidad que abastecía a la finca estaba enganchada ilegalmente y solicitó la colaboración de un técnico de suministro eléctrico para confirmar las sospechas. Las comprobaciones dieron como positivo el enchanche ilegal a la luz y un consumo de hasta 13.000 watios.

Ante los indicios de que podía albergar un cultivo de marihuana y la confirmación técnica de que al parecer se cometía un presunto delito de defraudación eléctrica, los guardias civiles del Área de Investigación de Vergel, junto con la Unidad de Seguridad Ciudadana de Calpe, procedieron a la entrada y registro de la finca.

CULTIVO DE ÚLTIMA GENERACIÓN

En el interior descubrieron un cultivo de marihuana en su fase inicial, que sorprendió a los agentes por estar dotado de unos medios técnicos avanzados y de última generación.

Distribuidas por cuatro salas, había un total de 427 plantas de marihuana, 27 focos de calor, 22 transformadores de luz, seis filtros de carbono, cinco aparatos de aire acondicionado, ventiladores, temporizadores y medidores de humedad. Todo preparado para una producción rápida y eficaz de las plantas, destaca la Benemérita.

Los efectivos de la Benemérita encontraron en el chalet 28 gramos de cocaína separados en cuatro bolsas, 300 gramos en cogollos de marihuana en dos bolsas y elementos para su distribución como dos balanzas, precinto y bolsas de plástico.

SURTIDO PARA CICLOS DE MUSCULACIÓN

Además, descubrieron un surtido de anabolizantes y esteroides para ciclos de musculación: un frasco de esteroide sintético Danazol 12 mg con 100 pastillas, diez jeringuillas envasadas rellenas de esteroides líquidos preparadas para su inyección dosificada, una ampolla de hormonas hCG y otras cuatro pastillas de esteroides.

Los agentes hallaron otras 38 pastillas de una sustancia desconocida y que quedaron pendientes de su análisis por parte de Sanidad. De éstas, 20 eran de color blanco y tenían la inscripción 'Vita Dragon", 13 de color rosa con la inscripción 'Bi Thailandes' y cinco blancas con la inscripción 'Red Bull'.

PUÑOS AMERICANOS, CARTUCHOS Y UN ARCO

En la vivienda también había dos puños americanos, instrumento especialmente peligroso para la integridad física de las personas y considerado como arma prohibida; un arco con dos flechas metálicas, cuya adquisición está sujeta a federación de la que carecían; 44 cartuchos del calibre 32 S&WL y un cuchillo de grandes dimensiones.

La Guardia Civil procedió a incautar estos objetos al considerar que su posesión por parte de personas con antecedentes policiales podía conllevar un peligro para la seguridad ciudadana.

El hombre, español y de 40 años, y la joven, francesa y de 20 años, eran los habitantes de la vivienda y han sido detenidos como presuntos autores de un delito de tráfico de drogas y de defraudación de fluido eléctrico. Tras pasar a disposición judicial en los Juzgados de Denia, los dos han quedado en libertad con cargos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies