Educación subraya que se han revisado "todas y cada una" de las peticiones de catalogación de vacantes

Conselleria De Educación De La Generalitat Valenciana
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 21/03/2018 21:36:08CET

VALÈNCIA, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Conselleria de Educación asegura que ha estudiado "todas y cada una" de las peticiones de catalogación de plazas de vacantes por parte de los sindicatos de enseñanza, el profesorado o entidades, tras lo que ha aceptado "todas las que cumplían con los criterios claros, objetivos y transparentes".

Así lo afirma el departamento en un comunicado, a raíz de la petición de la Plataforma per la Catalogació de Vacants (PpCV) para que Educación catalogue "miles de plazas" que cada año se ofertan como vacantes de forma provisional para interinos, comisiones de servicio u otras modalidades, mientras hay funcionarios de carrera con la oposición aprobada que trabajan a más de 100 kilómetros de su lugar se residencia porque estas plazas no salen en concurso de traslados.

Desde la Conselleria recalcan que la tramitación "rigurosa y objetiva" se lleva a cabo desde el inicio del Gobierno del Botànic, en julio de 2015. "Antes, con el antiguo gobierno del PP, no había criterios establecidos y tanto las catalogaciones como las comisiones de servicio se realizaban de manera arbitraria y sin rigor", aseguran.

El departamento que dirige Vicent Marzà recuerda que una vacante habilitada es aquella que se activa de forma circunstancial por necesidades puntuales de un centro educativo, mientras que una creada es aquella que está consolidada, necesaria mientras no cambian las características estructurales del centro.

Para que una vacante se catalogue, los criterios van en función al arreglo escolar en la etapa de Infantil y Primaria. En este caso, cada centro tiene un número de líneas con unidades: los de una unidad tienen desde Infantil de 3 años hasta sexto de Primaria una clase por curso, mientras los de dos unidades tienen desde Infantil de 3 años hasta sexto de Primaria dos clases por curso.

Los centros de una unidad cuentan con un tutor por clase, y actualmente hay nueve plazas creadas. Si para el próximo curso 2018-2019 se decide abrir una unidad más en 3 años por cuestiones de población y natalidad, entonces se habilitaría una plaza más en 3 años que va subiendo hasta sexto de Primaria. Si esta unidad es habilitada, la vacante es habilitada; pero si la unidad es creada, entonces el centro pasa de una a dos líneas y las vacantes docentes pasan a ser catalogadas como creadas, detallan desde Educación.

En Secundaria, una vacante pasa de habilitada a creada cuando ha sido habilitada durante dos cursos y no hay previsión de amortizarla durante los tres años educativos siguientes. Y en Formación Profesional (FP), al igual que en Secundaria, para pasar a vacante creada han tenido que haber previamente dos plazas habilitadas, ante la cantidad de desdoblamientos en esta rama educativa.

Por tanto, la Conselleria explica que no salen a concurso todas las plazas que demanda la Plataforma per la Catalogació porque no cumplen estos requisitos. Señala además que se dejan puestos habilitados y no creados para favorecer las comisiones de servicio de los funcionarios de carrera; es decir, porque los funcionarios que tienen una plaza definitiva en un lugar puedan optar en otro más cerca porque cumplen los requisitos y necesidades o porque tienen familiares enfermos, entre otras razones.

UNAS 3.500 PLAZAS MÓVILES

También hay, según Educación, vacantes ocupadas por funcionarios de carrera que actualmente no están en su puesto porque están haciendo otra tarea. Se trata del caso de los liberados sindicales, el personal de los Centros de Formación del Profesorado, el que trabaja en los servicios centrales o territoriales o los de comisión de servicio.

Todas estos son plazas móviles, y la Conselleria estima que hay unas 3.500 entre comisiones de servicio de funcionarios de carrera y funcionarios de carrera que realizan otros trabajos.

En definitiva, desde el departamento autonómico insisten en que las comisiones de servicio "siguen un proceso escrupulosamente objetivo para adjudicarlas". "No como antes, que se daban a dedo", sino con unos criterios públicos que se pueden consultar, remarcan.