La Fundación por la Justicia entrega su V premio a Muhammad Yunus, creador de los microcréditos para personas pobres

 

La Fundación por la Justicia entrega su V premio a Muhammad Yunus, creador de los microcréditos para personas pobres

Actualizado 27/01/2006 17:04:23 CET

El profesor insta a ofrecer iniciativas a los más necesitados contra su situación y Camps dice que esta idea ha llegado "a un buen sitio"

VALENCIA, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Fundación por la Justicia entregó hoy su V premio al profesor Muhammad Yunus, conocido mundialmente por haber diseñado el sistema de micro créditos dirigidos a personas que carecen de recursos y por haber creado el Banco Grammen, a través del que se conceden estos préstamos. El galardonado, llamado el 'bancario de los pobres', instó a ofrecer iniciativas y oportunidades a los más necesitados para que puedan combatir su situación, así como "espacios para crecer".

El premio le fue entregado por el presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, que aseguró que el mensaje dado por Yunus en este acto ha llegado "a un buen sitio", en referencia a la Comunidad Valenciana como lugar "en el que, como en tantos otros, pretendemos encontrar el camino para poder ayudar de la mejor manera posible a conseguir ese mundo justo", y donde "todo el mundo tiene la oportunidad vital, personal, familiar y profesional perfectamente garantizada".

El profesor recibió esta distinción en un acto celebrado en el Paraninfo de la Universitat de València, al que asistieron junto a Camps, el presidente de la Fundación por la Justicia, el magistrado José María Tomás y Tío; representantes del ámbito judicial; miembros del Gobierno valenciano, representantes políticos, del mundo universitario y los patronos de dicha institución, así como el presidente de Bancaja, José Luis Olivas, entidad que patrocina el galardón.

Muhammad Yunus, doctorado en Economía en la Vanderbilt University, propuso en 1974 una forma de organización social para las aldeas rurales de Bangladesh, que resultó ser útil y que en 1980 fue adoptada oficialmente por el gobierno de este país. Posteriormente, en 1983 el profesor creó el Banco Grammen, que ha prestado desde su creación más de 2 millones de euros a 3,5 millones de pobres. Actualmente, la entidad cuenta con 1.609 sucursales en todo el mundo (trabaja en 56.012 poblaciones) y es imitado por más de 7.000 organizaciones.

Los préstamos de esta entidad bancaria, que se convirtió en banco formal en virtud de una ley especial aprobada para su creación, se conceden sólo a personas que carecen de propiedad sobre terrenos y se facilitan a grupos de, al menos, cinco personas para que haya entre ellas una "posibilidad de ayuda mutua" y "cierta presión social que impulse a la devolución del dinero".

El banco no pide ninguna garantía para sus microcréditos y es propiedad de las personas con escasos recursos económicos que piden los créditos (actualmente cuenta con 5,04 millones de prestatarios), la mayoría mujeres (un 96 por ciento). El índice de devolución de los préstamos es del 99,02 por ciento. La filosofía de Grammen es trabajar con personas pobres para que sean ellas mismas quienes puedan salir de la pobreza cuando se les ofrecen las mismas o similares condiciones que al resto.

Yunus manifestó durante su intervención después de recibir el premio, tras manifestar su "honor y emoción" y agradecerlo "de parte de todos los miembros del banco", que supone "un apoyo a lo que nosotros defendemos y en lo que creemos". Comentó que desde hace 30 años "hemos intentado mostrar este proyecto a los ojos del mundo" y destacó la "difícil" labor de que desempeña para "cambiar la mentalidad de la gente".

"BONSAIS HUMANOS"

Señaló no sentirse "cómodo" con los bancos que "deniegan servicios a tres cuartas partes del mundo" y lamentó su "insolidaridad por excluir a las personas pobres". Afirmó que "la pobreza no crea a las personas pobres, que son víctimas", sino que "las crea el sistema que hemos construido".

El profesor explicó el mensaje de su labor con un símil. Dijo que si la semilla de un gran árbol se planta en una maceta se obtiene un árbol pequeño copia del grande y aseguró que lo mismo pasa con las personas. Apuntó que "la gente pobre son bonsais humanos" porque "tienen la misma semilla que todos los demás" aunque "menos espacio porque la sociedad no les da el que necesitan para crecer". Por ello, señaló que "si la sociedad amplía ese espacio, esa planta se hará tan grande como cualquier otra".

Muhammad Yunus afirmó que el Grammen "no da nada gratis" sino que ofrece "un tipo de negocio que posibilita cambiar el tipo de vida para que la gente salga de la pobreza" porque "nadie nace pobre" y "cuando nacemos todos tenemos un gran potencial". Sostuvo que "las mujeres que salen de la pobreza, sacan de ella a toda su familia y sus hijos pueden ir a la escuela y cursar estudios superiores".

En esta línea, el presidente de la Generalitat, que agradeció la "oportunidad de escuchar" al profesor, indicó que éste puede "estar convencido de que su semilla aquí no cae en maceta pequeña sino en una tierra fértil, en un buen sitio". Apostó por convertir a la sociedad valenciana en "una sociedad grammini" porque en ella se puede "encontrar el camino para poder ayudar de la mejor manera posible a conseguir ese mundo justo" con oportunidades para todos.

"MEJOR JUSTICIA"

Por su parte, el presidente de la Fundación por la Justicia, José María Tomás y Tío, trasladó a Yunus la felicitación remitida por la Reina Doña Sofía y tras la proyección de un video en el que se mostró la labor de esta entidad y de los premiados -- Adolfo Suárez en 1995, el Tribunal de las Aguas en 1998, Víctimas del Terrorismo en 2001 y la Asociación Pro-Búsqueda de Niños Desaparecidos de El Salvador en 2004-- defendió "recuperar la posición por la verdad y lo justo" y por lograr una "espacio de cordialidad" para alcanzar "un diálogo honesto".

Tomás y Tío, que resaltó el objetivo de "promoción y defensa de los derechos humanos y de las libertades fundamentales" de la fundación que preside (creada en 1994), emplazó a hacer "una mejor justicia" que "ayude a crear un mundo en el que estemos orgullosos de vivir".

El presidente de Bancaja, por su lado, aseguró que esta entidad comparte "plenamente" los objetivos de la Fundación y elogió la labor de Yunus dando a los necesitados "la llave de su propio futuro", por lo que estimó el premio "sobradamente merecido". Resaltó, en este sentido, el trabajo de Bancaja, "siguiendo el ejemplo" del profesor, a través de su fundación social y de los microcréditos que ofrece a sus clientes.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies