García-Gasco alerta de la "urgencia" de redescubrir "la importancia y la belleza de la misión educadora"

 

García-Gasco alerta de la "urgencia" de redescubrir "la importancia y la belleza de la misión educadora"

Actualizado 24/04/2008 15:30:49 CET

VALENCIA, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

El cardenal arzobispo de Valencia, Agustín García-Gasco, alerta en su carta de esta semana de la "urgencia" de redescubrir "la importancia y la belleza de la misión educadora", según informaron fuentes del Arzobispado en un comunicado. El purpurado sostiene que los recursos que la Iglesia dedica a la educación "están justificados porque todas sus actividades nacen de su conciencia de ser portadora de un mensaje que tiene su origen en Dios mismo, en su bondad y en su sabiduría".

Bajo el título de 'El amor es el mejor impulso para el conocimiento', el purpurado se refiere en su carta al reciente viaje pastoral del papa Benedicto XVI a Estados Unidos y al encuentro que mantuvo con los educadores en la Universidad Católica de América.

"El contenido de su discurso enlaza directamente con las pretensiones del I Congreso Internacional de 'Educación Católica para el siglo XXI', que la Universidad Católica de Valencia 'San Vicente Mártir' ha organizado para los próximos días 28 al 30 de abril", indica el purpurado.

En su carta, el titular de la archidiócesis de Valencia subraya que "el servicio a la verdad que la Iglesia ejerce en medio de la humanidad se realiza de un modo principal a través del encuentro personal, del conocimiento y del testimonio cristiano".

Sin embargo, el purpurado señala que "se comprueba a diario que el deber educativo no es fácil". Por ello, pide una "mayor implicación" de "toda la comunidad cristiana con los educadores cristianos para garantizar que el poder de la verdad de Dios impregne todas las dimensiones de las instituciones a las que sirven".

A este respecto, precisa que "los padres y demás familiares que se implican en la educación de sus hijos, fortalecen y refuerzan la labor de los centros". De igual modo, manifiesta que "los nobles fines de la formación académica y de la educación están fundados en la unidad de la verdad, y en el servicio a la persona y a la comunidad" y, además, "son un poderoso instrumento de esperanza que permite superar los conflictos personales, la confusión moral y la fragmentación del conocimiento".

El cardenal García-Gasco expresa que la educación católica "tiene la misión de contribuir a llenar de sentido la vida de los que se acercan a ella". Los profesores, los estudiantes y las familias acuden a ella "para encontrar respuesta a muchas de sus preguntas, para hacer frente a los retos que plantea la vida", explica.

En este sentido, subraya que la Iglesia "ofrece con sus comunidades educativas una sabiduría humana decididamente abierta a la esperanza que no defrauda: la que nace del indefectible Amor de Dios por sus hijos".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies