El Hospital General de Universitario de Valencia inicia el programa de Educación Física en el Niño y Adolescente Obeso

Actualizado 10/05/2006 15:12:52 CET

VALENCIA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

El Servicio de Pediatría del Hospital General, en colaboración con especialistas en educación física de la Universidad Herrera-CEU, ha puesto en marcha el Programa de Educación Física en el Niño y Adolescente Obeso. En la Comunitat un 15 por ciento dela población entre dos y 24 años tiene obesidad, y un 26 por ciento sobrepeso, "y esta situación es cada vez más frecuente", informaron desde el Hospital.

Desde el centro médico unversitario se añadió que el problema se está abordando de forma "multidisciplinar". "Se evalúa al niño obeso, se establece si tienen repercusiones organicas precoces, se interviene con consejos dietéticos y, además, se le diseña un programa de educación física y, sólo si es necesario, se introduce tratamiento farmacológico", explicaron.

Según fuentes del Hospital General, "el objetivo del programa es reducir el porcentaje de grasa corporal; mejorar los problemas médicos asociados a la obesidad, como la hipertensión y la diabetes; promover un estilo de vida saludable y aumentar el bienestar psicológico y social del paciente".

La jefa del Servicio de Pediatría, Empar Lurbe, explicó que,"el abordaje individual de cada niño es clave para poder obtener beneficios futuros en un problema de salud tan complejo como es la obesidad, por lo que los niños realizan una batería de pruebas físicas con el fin de conocer su estado de forma inicial y los avances conseguidos con el programa".

Desde el Hospital se apuntó que las sesiones se realizarán durante tres meses, tres veces por semana y con una duración de sesenta minutos cada una. "La intensidad de las mismas empieza siendo baja y va aumentando progresivamente conforme aumenta la condición física de cada niño".

Dentro del Programa, el Servicio de Pediatría ha abierto una línea de investigación centrada en el efecto que puede tener el peso al nacer sobre el desarrollo de enfermedades cardiovasculares a lo largo de la vida. "El riesgo vascular del adulto es una patología de una elevada frecuencia y que puede estar gestándose ya en época pediátrica, incluso puede que el origen sea intraútero", explicó la Doctora Lurbe

Asímismo señaló que, "los niños que tienen un retraso de crecimiento intrauterino, y por lo tanto pesan menos al nacer, tienen mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, de ser hipertensos y diabéticos". Además, "este riesgo aumenta considerablemente si luego estos niños se hacen obesos". Por tanto, "conocer el por qué de estas situaciones podría ofrecer medios para prevenir el desarrollo de patología cardiovascular".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies