Los juzgados de la Comunitat condenaron a casi 1.150 maltratadores en el tercer trimestre

Ciudad de la Justicia de Valencia
EUROPA PRESS
Actualizado 19/12/2016 12:26:17 CET

Un total de 4.833 mujeres aparecen como víctimas de violencia machista en las 5.150 denuncias presentadas en ese periodo

   VALENCIA, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Los órganos judiciales de la Comunitat Valenciana celebraron más de 1.500 juicios por procesos relativos a violencia de género durante el tercer trimestre del año. De los casos enjuiciados en las Audiencias Provinciales, en los juzgados de lo Penal y en los de Violencia sobre la Mujer de la región, casi 1.150 se resolvieron con una sentencia condenatoria.

   Así se desprende de los datos recogidos en la estadística hecha pública este lunes por el Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial, según la cual el 75 por ciento de los juicios por maltrato celebrados en la Comunitat acaba con la condena del acusado, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia en un comunicado.

   El porcentaje es similar al del conjunto del país y supone que siete de cada diez vistas concluya con una sentencia condenatoria. De hecho, en España, en este tercer trimestre del año se dictaron 10.570 sentencias penales, de las que 7.344 fueron condenatorias y 3.226, absolutorias.

   En el caso de la Comunitat Valenciana, el mayor porcentaje de condenas a maltratadores se produjo en las Audiencias Provinciales, con más de un 90 por ciento, y en los juzgados de Violencia sobre la Mujer, con más del 88 por ciento. El porcentaje de condenas en los juzgados de lo Penal se situó por encima del 61 por ciento (Alicante, 54%; Valencia, 70% y Castellón, 67,5%).

   Los juzgados de Violencia sobre la Mujer de la Comunitat Valenciana registraron una entrada de 6.597 casos nuevos; celebraron 772 juicios, condenaron a 680 maltratadores y dictaron 507 órdenes de protección.

   En cuanto a los juzgados de lo Penal de la Comunitat, que enjuician los delitos castigados con hasta cinco años de cárcel, recibieron 810 asuntos. Fueron los cuartos que más asuntos registraron, por detrás de Andalucía, Cataluña y Madrid. Celebraron 740 juicios por violencia machista y condenaron a 457 maltratadores, lo que supone un 61 por ciento de los enjuiciados.

   Por provincias, Alicante, con 416 asuntos nuevos, es la cuarta de España donde los Juzgados de lo Penal registran una entrada mayor de causas. Por delante se sitúan Madrid y Barcelona. Los juzgados penales de Valencia recibieron 311 asuntos y los de Castellón 83.

   En las Audiencias Provinciales, cuyas secciones especializadas en violencia sobre la mujer enjuician los delitos más graves, con pena privativa de libertad superior a cinco años, se dictaron 11 sentencias, 10 de las cuales fueron condenatorias, lo que representa un 91%.

   Por último, los juzgados de Menores registraron en el tercer trimestre del año 13 casos; juzgaron a cinco menores por delitos en el ámbito de la violencia contra la mujer. Todos, en su mayoría con edades comprendidas entre los 16 y 17 años, fueron condenados.

AUMENTO INTERANUAL DE LAS DENUNCIAS

   Los juzgados españoles recibieron en el tercer trimestre del año un total de 38.402 denuncias por violencia de género, lo que supone un incremento interanual del 13,9%. Las mujeres víctimas de violencia machista fueron 36.079 (un 11% más), de las que eran extranjeras 11.105, un 30,8%.

   En el caso de la Comunidad Valenciana se registraron 5.150 denuncias. Las mujeres víctimas de la violencia machista fueron 4.833. En cuanto a la tasa de mujeres víctimas de violencia de género por cada 10.000 mujeres, destacan por encima de la media nacional, que es de 15,2, las Comunidades de Baleares, con una ratio de 29,6 y Canarias, con 23,1, mientras que la ratio más baja se da en La Rioja, con 7.

   Algo más de un 68% de las denuncias presentadas lo fueron por la propia víctima, directamente en el juzgado o a través de atestados policiales. Las denuncias por intervención directa de la policía se sitúan en el 17 por ciento de los casos. El número de denuncias presentadas por familiares de la víctima representaron un 1,31% del total. Los partes de lesiones recibidos directamente en el juzgado representaron más del 10,5 por ciento de las denuncias.

   En 4.810 casos, la víctima de violencia de género se ha acogido a la dispensa de la obligación legal de declarar, lo que supone un porcentaje, similar al del mismo trimestre del año anterior, de un 13,3% en relación con el total de mujeres víctimas de violencia de género.

   El porcentaje de víctimas que renuncian a declarar es superior en las mujeres extranjeras (17 por ciento) que en las españolas (11,7 por ciento). En la Comunitat Valenciana fueron 764 las víctimas que no quisieron declarar contra su presunto agresor.

MÁS SOLICITUDES DE ÓRDENES DE PROTECCIÓN

   Durante el tercer trimestre del año, se solicitaron 11.565 órdenes de protección en los órganos judiciales, 10.117 pedidas en los juzgados de violencia sobre la mujer y otras 1.448 en los juzgados de guardia. Los juzgados especializados de la Comunitat Valenciana otorgaron 507 órdenes de protección de las 700 solicitudes que recibieron

   A nivel nacional, el incremento de solicitudes de órdenes de protección en los juzgados especializados con respecto al mismo trimestre de 2015 fue de un 3%. Casi un 60% de las órdenes de protección solicitadas fueron adoptadas, asimismo tres puntos por encima del mismo trimestre del año anterior.

   En los juzgados de guardia, se acordaron 1.013 órdenes de protección, lo que supone un 70% del total de las solicitadas, y se denegaron 434.

   En un 51% de los casos, la relación de pareja (cónyuge o relación afectiva) se mantenía en el momento de la solicitud de la orden de protección mientras que en un 49% restante la relación se había extinguido.

   Un 27% de las mujeres víctimas que solicitaron orden de protección fueron mujeres extranjeras y un 2% del total (españolas y extranjeras) eran menores de edad en el momento de la solicitud.

   Además, derivadas de las órdenes de protección y otras medidas cautelares, se adoptaron 16.028 medidas judiciales penales, entre las que destacan la orden de alejamiento, la prohibición de comunicación, la salida del domicilio, la prohibición de volver al lugar en que se cometió la agresión y la suspensión de tenencia y uso de armas.

   Al mismo tiempo se dictaron 4.069 medidas civiles cautelares mientras se resolvía el proceso penal. Un 30,6% de las medidas adoptadas lo fueron en relación con la prestación de alimentos y un 24,5% resolvieron la atribución de la vivienda. En un 7% de los casos las medidas supusieron la suspensión de la guarda y custodia de los hijos y en un 5% de los supuestos se procedió a la suspensión del régimen de visitas.