El número de fallecidos en carreteras valencianas durante 2017 se reduce un 15%

Control de alcoholemia en Alicante
DELEGACIÓN DE GOBIERNO
Publicado 02/01/2018 13:27:44CET

VALÈNCIA, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

El número de víctimas mortales en las carreteras valencianas se ha reducido en 2017 un 15%, pasando de 117 fallecidos en 2016 a las 100 vícitmas del pasado ejercicio, según los datos provisionales de la Dirección General de Tráfico. También ha bajado el número de accidentes mortales un 16%, al pasar de 110 a 92.

Así mismo, se ha reducido el número de heridos hospitalizados por accidente de tráfico un 12%, pasando de 52 en el año 2016 a los 46 heridos hospitalizados en el año 2017. Y, por otra parte, el número de heridos no hospitalizados también baja un 12%, de 56 a 49 este año.

Por provincias, en Alicante se ha reducido el número de fallecidos en carretera pasando de 40 muertos el año pasado a los 37 en 2017, un descenso del 8%. Por su parte, el número de accidentes mortales ha aumentado de los 35 del año 2016 a los 36 de 2017.

Castellón lidera el descenso de víctimas mortales con un 26% en el número de fallecidos, pasando de 31 en el año 2016 a los 23 del pasado ejercicio. Así mismo, se ha reducido el número de accidentes mortales un 33% pasando de 30 a 20. Por tanto, se ha reducido alrededor de un tercio el número de víctimas y accidentes mortales.

Y, por último, la provincia de Valencia, que en el año 2016 registró 46 fallecidos y en el año 2017 han sido 40, lo que significa un descenso respecto al año anterior del 13%. Los accidentes registrados con víctimas mortales fueron 45 en el año 2016, mientras que 2017 se ha cerrado con 36 accidentes mortales, un descenso del 20 %.

El delegado del Gobierno, Juan Carlos Moragues, ha señalado que aunque se está avanzando por parte de los conductores en mayor prudencia a la hora de conducir y se han mejorado las carreteras con mayor control, "nunca estaremos satisfechos mientras haya un solo fallecido en la carretera", ha insistido.

Moragues ha vuelto a apelar a la prudencia y al cumplimiento de las normas de tráfico a los conductores que estos días salgan a la carretera. Se ha iniciado la tercera fase del dispositivo de seguridad por la Operación Especial de Navidad. La Comunitat Valenciana moviliza en este dispositivo a más de 1.000 efectivos, entre agentes de tráfico, servicio de mantenimiento de carreteras y control de tráfico.

"Nos encontramos en el final de la campaña especial de Navidad que finaliza el día 7 de enero y es necesaria la máxima prudencia en la carretera para evitar accidentes", sostiene. El delegado del Gobierno ha hecho un llamamiento también a los conductores para que "no utilicen el móvil mientras se conduce, ya que las distracciones son una de las causas principales de los accidentes mortales", ha recordado.