Oltra dice que la congregación del centro de Segorbe recibe 2.000€ al mes por menor y critica que tengan que "mendigar"

 

Oltra dice que la congregación del centro de Segorbe recibe 2.000€ al mes por menor y critica que tengan que "mendigar"

Mónica Oltra (archivo)
GVA
Publicado 17/05/2017 16:49:50CET

Cree que el PP sería "más prudente" si "callaran" por haber dejado un sector "privatizado" y "sin coordinación"

VALÈNCIA, 17 May. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha apuntado este miércoles que la congregación de las Hermanas Terciarias Capuchinas que gestiona el centro de menores de Segorbe (Castellón) recibe más de 2.000 euros por niño al mes de la Generalitat, por lo que ha criticado que éstos tengan que "ir a mendigar comida" a los supermercados.

"Me preocupa la normalidad con la que determinadas personas que se han erigido en portavoces de esta congregación ven que a un niño el 16 de enero se le dé una ducha de agua fría y no lo consideren maltrato, o que a una niña se le deje sin comer y no lo consideren maltrato", ha lamentado Oltra, quien ha precisado que las Hermanas Terciarias reciben 2.235 euros por menor al mes de la Generalitat.

En este sentido, se ha preguntado si recibiendo esta cuantía los menores que viven en el centro "tienen que ir a mendigar comida", "no pueden tener calefacción" o "vestir adecuadamente". "Además 24 plazas, cuando tienen 18 niños; se les pagan 6 plazas más que no están ocupadas", ha subrayado.

Oltra se ha manifestado en estos términos en declaraciones a los medios, al ser preguntada por las críticas del PP a su denuncia sobre el estado de abandono de algunos centros y a los indicios de maltrato en el caso del centro Nuestra Señora de la Resurrección de Segorbe (Castellón), gestionado por las Hermanas Terciarias Capuchinas, quienes la han acusado de "faltar a la verdad" y "tergiversar".

La consellera ha indicado que "hay determinadas voces, como las del PP" que "en este caso serían prudentes si callaran" porque durante su etapa al frente del Gobierno autonómico se fomentó "un sector privatizado, sin coordinación, sin dirección, sin instrucciones claras" a los centros y a las entidades que los gestionan.

"Son muchos problemas para que el PP ahora venga a decir que en dos años no hemos arreglado su estropicio de 20 años, hay una carencia de medios total que en estos dos años estamos arreglando", ha defendido

7 INSPECTORES

La consellera ha destacado que durante los casi dos años de gobierno del actual Consell se han realizado en el sector de menores 16 inspecciones, "frente a las 6 inspecciones de los tres años anteriores del PP", ha subrayado Oltra, quien ha recordado que a su llegada a la Conselleria había 7 inspectores para más de 1.300 centros --de menores, mujeres, mayores o de discapacidad--, "cuando la ley obliga a un mínimo de 20".

Al respecto, ha indicado que se aumentaron 2 plazas de inspector porque la tasa de reposición fijada por el Estado no permitía sumar ninguna más. "Ahora estamos en 9 y en las próximas semanas vamos a crear 10 más", ha incidido Oltra, que también se ha referido al incremento de 20 millones en el presupuesto para infancia en los últimos dos años y a la mejora de las ayudas a las familias acogedoras en el presupuesto de 2016.

Asimismo, ha explicado que el objetivo de la Generalitat es que las inspecciones comiencen a ser periódicas y que, como mínimo, todos los centros se visiten una vez al semestre, mientras que aquellos con niños con problemas de conducta deberán ser visitados una vez al trimestre. El objetivo de esta medida, ha dicho, es que "la entidad que gestiona el recurso sepa que hay un control".

CRÍTICAS DE LA CONGREGACIÓN DE SEGORBE

Sobre las críticas recibidas por la congregación de las Hermanas Terciarias que gestionan el centro de menores de Segorbe, la consellera ha respondido que en la rueda de prensa en la que denunció los hecho leyó el informe de Inspección, "que no es parte, es juez", y fue el que detectó "las condiciones de los niños y los indicios de maltrato", ha aseverado.

Además, ha reprochado que se "lleve a mendigar" a un supermercado a un niño que ha sufrido abandono, ya que el mensaje que éste recibe es que el alimento que come es el que "la sociedad desecha". "Eso no es educativo, eso es maltrato", ha incidido la consellera.

Oltra ha defendido la actuación de la Conselleria y ha precisado que los menores del centro de Segorbe fueron trasladados tres semanas después de que el informe de Inspección llegara a la dirección general de Igualdad y Políticas Inclusivas, lo que considera un "tiempo récord".

PROBLEMAS SOLVENTADOS EN "TIEMPO RÉCORD"

"Cuando hemos ido detectando los problemas se han ido solucionando en tiempo récord, por tanto hay determinadas voces, como las del PP, que en este caso serían prudentes si callaran", ha remarcado la vicepresidenta, que se ha referido a la situación de "desamparo" de los menores y al "pecado original" que supone que este sector esté privatizado.

"Todo el sector de infancia debería ser público, y nos hemos encontrado con un sector privatizado, sin coordinación, sin dirección, sin instrucciones claras y sin posibilidades de ofrecer a los niños una vida que les permita el desarrollo libre de su personalidad", ha criticado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies