PSPV cree incoherente que se declare toda la superficie forestal de alto riesgo de incendios y se reduzca el presupuesto

Actualizado 18/06/2006 15:39:51 CET

VALENCIA, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Medio Ambiente, Agua y Agricultura del PSPV-PSOE, Francesc Signes, calificó hoy de "incoherente e irresponsable" el hecho de que "se declare toda la superficie forestal valenciana como de alto riesgo de incendios y, al mismo tiempo, se reduzca el presupuesto para prevenirlos", en referencia al plan contra incendios de la Generalitat.

Signes destacó, a través de un comunicado, que "el 53'59 por ciento del territorio valenciano es forestal y está extremadamente seco tras dos años de sequía". Una situación que, en su opinión, "debe llevar al conseller de Territorio y Vivienda, Esteban Gonzáles Pons, a actuar con extrema cautela, ya que está demostrado que toda precaución es poca".

Aseveró que "la arrogancia del conseller, al afirmar que tenemos la mejor legislación y los mejores medios, y su negativa a atender las indicaciones del Gobierno, le convierten en el único responsable de los incendios que puedan producirse en nuestra comunidad".

En esta línea, calificó de "claramente insuficientes los medios de la Conselleria para luchar contra los incendios forestales". A este respecto, declaró que "5.000 efectivos deben controlar 1.247.090 hectáreas, que es la superficie forestal de la Comunitat Valenciana".

Signes destacó que "esto supone que, en teoría, a cada uno le corresponde vigilar 249 hectáreas; es decir, 2.490.000 metros cuadrados de monte". Asimismo, resaltó que "esta superficie puede duplicarse si tenemos en cuenta que se trabaja a turnos y, en consecuencia, nunca están todos en el monte".

Manifestó que "la autocomplacencia de González Pons es una muestra del desconocimiento de los asuntos que dirige", al tiempo que subrayó que "nuestros montes están secos después de dos años de sequía" y "en una situación así, cualquier precaución es poca".

El responsable de medio ambiente criticó que "se haya reducido el presupuesto para el voluntariado, porque realizan una importantísima labor de vigilancia". Achacó este hecho a "la quiebra económica que arrastra la Generalitat" y afirmó que "la deuda de Terra Mítica se está pagando con la degradación de todos los servicios públicos".

Signes destacó que "seguimos sin tener los planes de defensa obligados por la ley de montes de 2004 y por el Decreto-Ley del verano pasado". Asimismo, calificó de "desidia administrativa" el hecho de que "todavía no se hayan iniciado los trabajos de selvicultura en Zonas declaradas hace años de Actuación Urgente, por falta de la orden de la Dirección General correspondiente".

En este sentido, recordó los casos de "las caídas del río Túria, aguas arriba del embalse de Benagéber, declaradas en octubre de 1997, o la margen izquierda del río Cabriel, declarada en 2001". Además, destacó que "en la misma situación se encuentran los montes de Espadán o Alto Palancia, declarados ZAU en 2004".