El PSPV denuncia la "inseguridad" económica que provoca en los ayuntamientos la "indefinición" del Plan Camps

 

El PSPV denuncia la "inseguridad" económica que provoca en los ayuntamientos la "indefinición" del Plan Camps

Actualizado 02/07/2009 20:47:52 CET

CASTELLÓN, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicesecretario general provincial del PSPV-PSOE, Josep Martí, denunció hoy la "inseguridad económica" que provoca en los ayuntamientos la "indefinición" del Plan Camps, "porque a los alcaldes no se les ha concretado la forma de pago, con lo que tienen que aventurarse a adjudicar las obras sin saber cuándo recibirán el dinero de la Generalitat para pagarlas".

"La delicada situación de muchos ayuntamientos hace imposible que puedan adelantar el dinero, con lo que se está dando el caso de alcaldes que tienen en principio autorización para iniciar una obra pero que no saben cuándo la podrán pagar", dijo.

El vicesecretario lamentó en un comunicado que Camps "no haya seguido el ejemplo de Zapatero, ya que el Plan E del Gobierno de España está en marcha en todos y cada uno de los municipios de la provincia y el 70 por ciento del dinero ya está ingresado en las cuentas de los ayuntamientos".

Martí preguntó "dónde están los 8.000 millones de euros que prometió el presidente de la Generalitat, Francisco Camps, para toda la Comunitat, de los que 800 corresponderían a Castelló y de los que, hasta ahora, no ha llegado ni uno cuando ya ha pasado más de medio año".

El vicesecretario criticó que el presidente "ya no tiene ninguna credibilidad, porque ya no sólo nos ha mentido sobre sus relaciones con los delincuentes de la trama Gürtel, sino que también nos ha mentido cuando ha hablado de inversiones para Castelló".

Para Martí, "es sorprendente que en el PP se atrevan a decir que a los ciudadanos y ciudadanas de la Comunitat les da igual que se condene a Fabra o a Camps, porque lo que tienen que saber es que a los ciudadanos les preocupa y mucho, sobre todo, porque mientras Camps y Fabra están pendientes de buscar fórmulas para librarse de la cárcel, las obras están paralizadas, las inversiones no llegan y ni siquiera pueden poner en marcha el plan Camps".

Frente a esta "parálisis absoluta de la Diputación y la Generalitat, los ciudadanos y ciudadanas pueden ver todos los días y en todos y cada uno de los municipios de la provincia de Castelló obras en marcha del Plan Zapatero, que, en su conjunto, suman más de cien millones de euros y que estarán terminadas antes del 31 de diciembre y que han permitido generar más de 4.800 puestos de trabajo", apuntó.

Por todos estos motivos, Martí afirmó que "ya estamos en disposición de afirmar que el Plan Camps debería llamarse "Plan Desconfianza - en lugar de Plan Confianza que es el nombre que le han puesto en la Generalitat- porque desconfianza es lo que hay en todos los ayuntamientos, desconfianza en todas las empresas que no saben si se presentarán porque no saben si cobrarán, desconfianza en los ciudadanos que no saben si verán algún día las obras prometidas por Camps".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies