Rablaci pide la devolución del pasaporte y justifica su arraigo en España en las visitas a su padre a prisión

Rablaci, a la entrada de los juzgados
EUROPA PRESS
Publicado 31/03/2017 14:24:01CET

Fiscalía se opone y recuerda que el artista no ha presentado ni un solo justificante de pago de sus gastos de exposiciones y viajes en el IVAM

VALENCIA, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

Rafael Blasco Ciscar, alias Rablaci, hijo de la exdirectora del Institut Valencià d'Art Modern (IVAM) Consuelo Ciscar y del exconseller de Solidaridad Rafael Blasco, encarcelado por el fraude en ayudas al Tercer Mundo, ha solicitado a la justicia que se le devuelva el pasaporte al alegar escasos indicios de delito contra él y justifica su arraigo en España en tres pilares: las visitas "asiduas" a su padre en prisión; el curso de un doctorado; y escasez de medios económicos para intentar fugarse.

Así consta en el recurso --al que ha tenido acceso Europa Press-- que ha presentado Rablaci en el juzgado para que lo traslade a la Audiencia de Valencia contra el auto en el que se decretaba su libertad provisional, la retirada del pasaporte y la prohibición de salida del territorio Schengen. La Fiscalía se ha opuesto a esta solicitud.

Rablaci está siendo investigado por presuntas irregularidades detectadas en el IVAM en la etapa de Consuelo Ciscar en una causa en la que también figuran como imputados su madre; los que fueran subdirectores de Administración y Finanzas del centro de arte, Juan Carlos Lledó; de Gestión Interna, Juan Bría; de Publicaciones, Norberto Martínez; Técnico Artística, Raquel Gutiérrez; un empresario, el administrador de Valsatrans y Logística del Arte, Enrique Martínez; Pilar Mundina, que ejercía como su asistenta personal en viajes; Jorge García Vallés, quien desempeñaba el cargo de técnico de acción exterior; y María Ángeles Valiente, jefa de Departamento de Desarrollo en el IVAM.

En su recurso, Rablaci alega en primer lugar que en la causa no hay indicios para mantener la responsabilidad del delito por el que se le investiga. También afirma que no se le ha tomado declaración "para llegar a determinar que existen unos indicios reales".

Así mismo, señala que "en todo momento" ha colaborado con el tribunal y que tiene un arraigo "total" en España, pues actualmente está cursando el doctorado, visita "asiduamente" a su padre --se encuentra cumpliendo condena en la cárcel de Picassent--, y no cuenta con medios económicos para intentar fugarse.

Además, apostilla, que dada su dedicación profesional, al ser un artista para el que es "fundamental" su prestigio, es "impensable" que se produzca una fuga puesto que "truncaría" su labor profesional e, incluso, su tesis doctoral que está efectuando en España. Junto a ello, recuerda que está siendo sometido a un tratamiento médico como consecuencia de este procedimiento.

Entre otros argumentos, indica también que con su libertad provisional "no se va a poder evitar la ocultación, alteración o destrucción de las fuentes de prueba relevantes" dado que no tiene acceso a "ninguna" documentación ni prueba de la causa, "entre otras cosas porque es ajeno a cualquier trabajo y documento que exista en el IVAM".

Por último, afirma que es un artista que en ocasiones "necesita", por su trabajo, viajar al extranjero. Por ello entiende que la retirada del pasaporte le causa un "grave perjuicio" y "trunca" sus expectativas laborales al "no poder continuar con su proyección internacional, ya de por sí mermada con las filtraciones a la prensa". Insiste en que existe un juicio paralelo "perjudicial" e "irreparable" en lo que respecta a su carrera profesional al "ponerse en duda sus logros profesionales". Frente a la retirada del pasaporte, el investigado ofrece presentaciones quincenales en el juzgado.

EL IVAM "SUFRAGÓ" GASTOS

Fiscalía Anticorrupción se ha opuesto a las alegaciones formuladas por Rablaci y ha advertido de que resulta "indiciariamente acreditado" que el artista sufragó los gastos de sus exposiciones, incluidos folletos y viajes, con fondos públicos del IVAM y "por orden" de su madre y directora del mismo, Consuelo Ciscar, tal y como recoge el fiscal en su escrito, de 27 de marzo, al que ha tenido acceso Europa Press.

El fiscal, Vicente Torres, recuerda en este procedimiento que se pueden contabilizar un total de 729 correos electrónicos que se refieren a Rablaci o de los que resulta destinatario --232 corresponden a los correos intervenidos a Ciscar y los 497 restantes fueron intervenidos a la investigada Raquel Gutiérrez--.

Al respecto, el fiscal indica: "No solo procede tomar en consideración la cantidad de correos que se refieren a Rablaci desde el IVAM donde, en teoría, no debería tener relación, salvo ser hijo de la directora, sino la calidad y el contenido de los mismos, donde se utilizar recursos públicos, tanto personales y materiales como económicos, para las diversas exposiciones del hijo de la directora".

Ante ello, el ministerio público se plantea: "¿Qué hacen trabajadores del IVAM ocupándose de la carrera profesional del hijo de la directora?; ¿Qué hacen proveedores de Rafael Blasco Ciscar, como expositores o empresas de transporte de obras de arte o impresión, dirigiéndose al IVAM?".

Con todo, considera que resulta "indiciariamente acreditado" que Rablaci sufragó sus gastos con fondos del IVAM puesto que no ha aportado "ni un solo justificante de pago" a estas diligencias. "No hay que decir que gastos de esa naturaleza deben tener un respaldo contable o bancario que los soporten, algo que a la vista de los correos resulta evidente que ha salido de fondos públicos".

Así, concluye: "La colaboración de un tercero ajeno a los fondos públicos para beneficiarse de los mismos resulta indiciariamente acreditada, ya que como se observa en los correos, Rablaci participó activamente en las conductas señaladas, por lo que procede investigarle como partícipe del delito de malversación de caudales públicos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies