La Red Española de Inmigración denuncia a la Policía Local de València por amenazar y detener a una activista camerunesa

Publicado 17/08/2017 13:09:36CET

   VALÈNCIA, 17 Ago. (EUROPA PRESS) -

   La Red Española de Inmigración y Ayuda al Refugiado ha presentado una denuncia contra la Policía Local de València por presuntas amenazas y delitos de odio y detención ilegal de una activista camerunesa en el Centro Cultural y de Ocio de Camerún durante la noche del pasado 8 de agosto.

   La entidad, según ha informado en un comunicado, quiere que se inicie "una vía que depure responsabilidades por parte tanto de los agentes de la Policía Municipal que participaron en el operativo, como para determinar quién, cómo y por qué se autorizó la entrada de los efectivos policiales en el Centro Cultural y de Ocio de Camerún, así como la detención de la activista detenida".

   Según se desprende del escrito presentado, el día 8 de agosto se personaron agentes de la Policía Municipal del Ayuntamiento de València en el Centro Cultural y de Ocio de Camerún donde se detuvo a una activista camerunesa por una presunta agresión a un municipal.

   Sin embargo, de acuerdo con la entidad, este extremo queda "desmentido" por un testimonio audiovisual, que reflejaría que no existe esa agresión, y por la propia arrestada que, por su parte, asegura que ella fue objeto "de ataque, agresión y vejaciones" por los agentes, que, según su relato, le lanzaron calificativos racistas como "gorda, puta, negra de mierda" y amenazas a su familia como que la iban a deportar y a quitarle a su hijo. La mujer fue puesta posteriormente en libertad.

   Para la entidad, la "falta de veracidad" del testimonio de los agentes, pone en "tela de juicio" la actuación policial, por lo que pide que se practiquen pruebas para determinar si hubo insultos y agresiones que puedan ser constitutivas de delito.

   La Red Española de Inmigración sostiene en el escrito presentado ante Fiscalía que la actuación policial puede ser constitutiva de delitos de amenazas, odio y de detención ilegal, recogidos en los artículos 169, 510 y 167 del Código Penal, respectivamente.

"PROCESO INCONGRUENTE Y DESPROPORCIONADO"

   En el comunicado, la entidad ha destacado que "consideran necesario aportar claridad a un proceso que no es congruente ni proporcional". Asimismo, han puesto de manifiesto que no entienden "cómo para una actuación administrativa, que son las competencias de la Policía municipal, se desplegó semejante operativo, que requiere de autorización tanto del jefe de la policía municipal como conocimiento de sus mandos políticos".

   "Tampoco es lógico ni ajustado a procedimiento la presencia de hasta dos agentes de la Policía Nacional y más de una docena de agentes de un cuerpo que tiene unas funciones limitadas y que, en modo alguno, deberían ni haber entrado en el inmueble, ni operar llegando a la detención y potencial agresión", han destacado.

   La entidad presentará una solicitud formal de constitución de una comisión municipal con representación de todos los grupos municipales para que "se investigue con suficiente profundidad y participación el conjunto de las actuaciones".

APOYO DE UGT A LOS AGENTES

   Por su parte, UGT ha manifestado en otro comunicado su "apoyo" a todos los agentes que intervinieron en la actuación policial puesto que, según el sindicato, "cumplieron con el Protocolo de Actuación acorde con la legislación vigente".

   Dicho protocolo pasa por el orden de cese de actividad y precintaje del centro. Asimismo, han señalado que se efectuaron numerosas denuncias de la Policía Local y de los vecinos del barrio donde se encuentra el centro que "deberían haberse resuelto vía administrativa sin incidente alguno".

   UGT afirma que el centro llevaba a cabo "actividad ilegal" y que las personas que lo regentaban "están bien asesoradas y van a ser utilizadas para otros fines e intereses".

   En este sentido, han destacado que "las disputas políticas o los que pretenden que solo se cumplan las normas que les venga en gana, o piensan que todo vale, no van a conseguir sus objetivos".

   Además, han incidido que el colectivo de la Policía Local de València está compuesto de 1.575 policías "comprometidos con la ciudadanía y de una trayectoria profesional intachable". "La Policía Local de València es un referente en España", han remarcado al tiempo que han señalado que se trata de una plantilla "formada y especializada".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies