Retiran casi 760 tarjetas fraudulentas de aparcamiento para discapacitados en València

Imagen de archivo de un aparcamiento para discapacitados
EUROPA PRESS
Actualizado 28/05/2017 18:38:14 CET

VALÈNCIA, 28 May. (EUROPA PRESS) -

La Policía Local de València ha retirado un total de 759 tarjetas de estacionamiento para personas con movilidad reducida en los dos últimos años debido a su uso incorrecto o ilegal. Entre los documentos retirados, gran cantidad eran utilizadas de forma fraudulenta por familiares o amigos del titular, según ha informado el cuerpo de seguridad municipal en un comunicado.

El uso de estos permisos sin que esté presente el titular de los mismos es ilegal, por lo que todos los casos son denunciados remitiendo un informe por uso fraudulento al organismo correspondiente para iniciar un procedimiento sancionador.

Los agentes están realizando un seguimiento especial del uso incorrecto de las tarjetas para personas con movilidad reducida, comprobando que el vehículo tiene la correspondiente autorización y que el titular esté en el interior del vehículo a la llegada o a la salida de la plaza de estacionamiento que tienen reservadas.

De esta forma, han constatado también un amplio uso de tarjetas fotocopiadas o reproducidas digitalmente, lo cual está expresamente prohibido. Destaca también el uso de tarjetas caducadas, canceladas, cuyo titular ha fallecido, muy deterioradas o parcialmente ocultas para ocultar irregularidades.

De las 759 tarjetas retiradas en dos años, un total de 226 habían sido expedidas en València y 530 en otros municipios. En este sentido, la Policía ha incidido en que estacionar sin la documentación reglamentaria en los espacios reservados a la movilidad reducida supone una sanción de 200 euros.

DELITOS POR FALSEDAD DOCUMENTAL

Los agentes han detectado además 120 irregularidades que pueden ser constitutivas de un delito de falsedad documental, entre ellas las ya mencionadas tarjetas usadas por una persona distinta a su titular, las manipuladas, elaboradas artesanalmente, robadas o algunas falsamente denunciadas como sustraídas o extraviadas para obtener una nueva y disponer de varias. En estos caso se realiza un informe que se remite a la Fiscalía.

Otro fraude que los efectivos han detectado es el de escribir como beneficiario de las tarjetas a personas que no utilizan el vehículo para eludir el pago de impuestos municipales o no hacer el cambio de nombre una vez fallecido el propietario para seguir disfrutando de las exenciones fiscales.

Esta actuación policial ha sido posible gracias a la colaboración que se ha llevado a cabo con la Sección de atención a la diversidad funcional (OMAD) de la Concejalía de Bienestar social e Integración del Ayuntamiento de València.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies