Rus asegura que no tenían "ni idea" del caso pero que "si alguien mangaba" que "pague con la cárcel"

Alfonso Rus. Archivo
Europa Press
Actualizado 05/06/2014 13:43:46 CET

"Con su dinero uno puede ir donde quiera pero si es el dinero de los demás, esas orgías las tiene que devolver", dice

VALENCIA, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, ha asegurado que desde esta institución no tenían "ni idea" de la gestión de Emarsa --la empresa responsable de la depuradora de Pinedo-- porque lo llevaba "gente de la comarca que estaba dentro del Consejo de Administración" de la empresa. "Según me dijeron, los miembros de todos los partidos votaban por unanimidad" las decisiones del consejo, ha apuntado Rus, quien ha agregado que "si alguien mangaba o robaba, pues lo que se debe hacer es pagarlo en cárcel y devolver el dinero si lo tiene".

Rus, que se ha pronunciado de esta manera en los pasillos de las Corts a preguntas de los medios por la finalización de la instrucción del 'caso Emarsa' y si se siente defraudado con la imputación del que fuera vicepresidente de la Diputación de Valencia, Enrique Crespo, ha declarado que "cuando haya sentencia", le "defraudará, o no". "Creo siempre en la Justicia y si la Justicia nos da la razón, más. Cuando no nos la dan puedes, estar dolido. Pero la Justicia dictará", ha agregado al respecto.

Asimismo, ha explicado que el propio Crespo le comentó "personalmente que no tenía nada que ver" con el agujero millonario en la empresa --fijado por el juez en 23,7 millones-- y que "lo que había aprobado lo había hecho por unanimidad del Consejo". Por tanto, "no tengo que defender a nadie", ha dicho. "Creo en las personas y si han robado, que lo paguen", ha remarcado.

MAGDALENA ÁLVAREZ

Alfonso Rus ha recordado entonces que a la exministra Magdalena Álvarez que le han fijado una fianza de 29 millones por el caso de los ERE en Andalucía, pero dice que "no se va". En este caso, "no he oído a nadie del PSOE pedir que se vaya, pero luego vienen aquí y dicen que son todos iguales", ha lamentado el presidente provincial del PP, que ha afirmado que "la gente está harta de todas estas historias y la prueba es los políticos que somos el cuarto problema del país, y alguna razón tendrán".

Por otro lado, ha comentado que, según ha podido leer, dirigentes de la empresa "iban con señoras, con amigas, con mujeres o sus mujeres, o las de los otros, se iban de viaje". Al respecto, ha dicho que "con su dinero uno puede ir donde quiera pero si es el dinero de los demás, esas orgías las tiene que devolver" y, en un tono menos serio, ha señalado: "normalmente, leía que era el gerente que tenía una intérprete que era rumana o búlgara. Por lo menos, el gerente sabrá idiomas y eso es importante".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies