Sanidad tiene previsto habilitar una línea telefónica ante el riesgo de temperaturas extremas

Actualizado 03/06/2006 20:38:52 CET

VALENCIA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

La conselleria de Sanidad tiene previsto, en caso de que sea necesario, habilitar una línea telefónica específica, atendida por personal especializado, ante el riesgo de temperaturas extremas, según informaron fuentes de la Generalitat.

Asimismo, llevará a cabo una campaña informativa para concienciar a la población sobre el calor, que se centrará en la distribución de folletos y carteles informativos, información en la página web de la Conselleria, información en 400 autobuses de Valencia, y mensajes a teléfonos móviles.

Se facilitará formación e información a los profesionales de los servicios sanitarios y sociales sobre las temperaturas extremas, sus efectos en la salud y las medidas preventivas.

Respecto a la página web, en la que se informa sobre la evolución de las temperaturas en la Comunitat Valenciana del mismo día y de los dos posteriores, indicaron que una de sus principales novedades es el sistema utilizado para el sistema de vigilancia meteorológica. Así, la Conselleria contó por primera vez con la colaboración del Centro de Estudios Ambientales del Mediterráneo (CEAM), quien elaboró un sistema propio de vigilancia meteorológica.

De modo que, frente al sistema utilizado por el Ministerio de Sanidad, que se basa en el cálculo estadístico para una sola estación por provincia, obteniendo las temperaturas umbrales para toda la provincia, "se ha desarrollado un sistema propio elaborado por la Fundación CEAM para la conselleria de Sanidad".

El modelo meteorológico elaborado por la Fundación CEAM consiste en la distribución en 30 zonas de clima homogéneo en la Comunitat Valenciana, que se basó en el estudio climático propio de la Comunitat en función del análisis de sus variables, "con lo que se logra una mayor fiabilidad en la predicción", apuntaron.

Así, la Conselleria estableció 4 niveles de alerta, que serán normal o verde --hasta 35º de temperatura máxima--; moderado o amarillo, si supera los 35º de temperatura máxima y no supera los 39º de temperatura máxima; alto o naranja, de 39º a 41º; mientras que el extremo o rojo será cuando supere los 41º de máxima.

Una de las "novedades" de este programa es que se incorporó la vigilancia del posible frío extremo, que abarcará desde el 15 de noviembre hasta el 15 de marzo; mientras que durante los meses de verano --de junio a septiembre-- se mantiene la vigilancia sobre el calor.

Estas actuaciones se enmarcan dentro de las actuaciones puestas en marcha con motivo del Programa de prevención y atención a los problemas de salud derivados de las temperaturas extremas en la Comunitat Valenciana 2006-2007.

Este plan tiene como objetivo prevenir, minimizar, y atender los efectos para la salud derivados del cambio climático en la Comunitat Valenciana, con especial referencia a la posible presencia de olas de calor y frío extremo.