Suspenden el juicio por la muerte de un ciudadano nigeriano para analizar su identidad

Acusados de la muerte de un ciudadano nigeriano
EUROPA PRESS
Actualizado 16/03/2011 17:55:54 CET

((Esta noticia sustituye a la anterior sobre el mismo tema por una aclaración en el segundo párrafo sobre la aportación de una prueba por parte de la Abogacía del Estado. Enviamos de nuevo la información corregida. Disculpen las molestias))

ELCHE (ALICANTE), 16 (EUROPA PRESS)

El juicio iniciado este miércoles por la muerte de un ciudadano nigeriano que falleció en 2007 en un vuelo cuando era deportado desde el Aeropuerto de Barajas a Lagos (Nigeria) ha quedado suspendido a la espera de comprobar si el pasaporte de la víctima era falso y para verificar el parentesco del querellante con la víctima.

Minutos después del inicio de la vista oral, el tribunal de la sección séptima de la Audiencia Provincial, con sede en Elche (Alicante), ha acordado suspender la sesión después de que el abogado del Estado haya presentado un informe pericial que mantiene que el pasaporte del fallecido era "falso", y de que la defensa de uno de los agentes de Policía Nacional acusados, haya solicitado que no se admita la personación de la acusación particular al considerar que "no está acreditado" el vínculo familiar del querellante con la víctima.

Para este caso, el fiscal solicita tres años de prisión y otros tres de inhabilitación para el ejercicio de su profesión para cada uno de los dos agentes del Cuerpo Nacional de la Policía que en junio de 2007 custodiaban al ciudadano nigeriano, Osamuyi Aikpitanyi, que falleció en un vuelo cuando era deportado a Lagos (Nigeria) desde el Aeropuerto de Barajas.

Una vez que ha comenzado la vista, el abogado del Estado ha aportado a la causa un informe pericial que concluye que el pasaporte de Osamuyi Aikpitanyi era "falso". Además, la defensa ha solicitado que no se admita la personación de la acusación particular, ejercida por el hermano del fallecido, Chester Aikpitanyi, al considerar que le falta "legitimación", puesto que considera que "no hay ningún documento que acredite la relación de parentesco" entre el querellante y el finado.

En este sentido, y tras 10 minutos de receso para deliberar, la sala ha decidido suspender el juicio para que el perito que ha hecho el informe presentado por el abogado del Estado se ratifique en el mismo ante el tribunal. Una vez hecho esto, la sala designará, en el plazo de 10 días, un perito "para que se acredite" la identidad del fallecido.

El tribunal también ha solicitado a la acusación particular que acredite los lazos familiares que unen a Osamuyi Aikpitanyi con el querellante. En este sentido, el letrado que representa al hermano del fallecido, Pedro Víctor De Bernardo, ha indicado a los medios de comunicación que solicitará que se realice una prueba de ADN a su cliente para verificar su parentesco.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies