Trabajadores de Vossloh destacan la inversión en I+D y nuevas instalaciones y muestran "incertidumbre" ante la venta

Publicado 03/12/2014 19:59:40CET

VALENCIA, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los trabajadores de Vossloh en Albuixech (Valencia) destacan la inversión en I+D y en construcción de nuevas instalaciones en la factoría valenciana, aunque admiten sentir "incertidumbre" tras la decisión de la multinacional de poner a la venta el negocio de transporte, que afecta a esta fábrica y a otra alemana.

Así lo ha indicado a Europa Press el secretario del comité de empresa, David Verdoy, quien ha explicado que el director de la planta comunicó este martes a los representantes sindicales la nueva estrategia de la compañía y esta misma mañana se ha celebrado una asamblea general para informar a los 900 empleados de la situación.

En esa reunión, los trabajadores se han interesado por el futuro de las inversiones previstas y desde la empresa les han asegurado que el hecho de poner a la venta esa división del negocio "no invalida el plan de inversiones establecido", en un contexto de apuesta por la I+D y en el que se está construyendo una nueva nave de calderería.

"Eso es fundamental", ha subrayado Verdoy, quien ha valorado asimismo que cuentan con "una carga importante de trabajo en este momento y también con carga de trabajo en expectativas, que se está negociando en estos momentos".

"SEGUIR TRABAJANDO Y HACER LAS COSAS BIEN"

Así, ha abogado por "seguir trabajando y haciendo las cosas bien, cumpliendo entregas y, como sindicatos, defender al conjunto de la plantilla y asegurar tanto los empleos como las condiciones actuales y que el saber hacer de la fábrica se siga desarrollando".

Los 900 trabajadores de Vossloh en Valencia forman "una plantilla joven" tras "doce años rejuvenecimiento constante, con contratos fijos de relevo de quienes cumplían 60 años, ahora a los 61", y han recibido el anuncio de la puesta en venta con "incertidumbre porque nunca se sabe quién va a comprarla y qué intenciones tiene".

"VA BIEN Y TIENE BUENOS RESULTADOS"

Verdoy opina que "es lo lógico en una fábrica que va bien, tiene buenos resultados y de repente dicen que se vende". "La incertidumbre siempre está, pero hay que seguir trabajando y esperar", ha agregado, para después aludir al margen dado por la multinacional hasta 2017.

Recuerda asimismo que ya han vivido situaciones similares, la última hace cerca de diez años, cuando pasaron de Alstom a Vossloh, y que desde entonces "se ha crecido en plantilla y también en nuevos productos". "Con Vossloh nos ha ido bien, tenemos nuevos productos, mucha inversión en I+D y en ingeniería, ahora no es sólo una fábrica, es un centro tecnológico, y eso da confianza", subraya.

Desde la compañía alemana de fabricación de material y tecnología ferroviaria han asegurado que mantendrán operativo este negocio hasta que se cierre su venta y calculan que esta división aportará ingresos de unos 500 millones de euros este año.

De su planta en Valencia indican que, además de atender al mercado nacional, realiza pedidos para Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Suiza, Austria, Israel, Argelia, Egipto, Brasil, Yugoslavia y Sudáfrica, entre otros países. Entre los últimos contratos logrados, destaca la fabricación de diez locomotoras para el operador británico Direct Rail Services y el suministro de tranvías para Austria.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies