València y Alicante podrán abrir sus comercios 38 festivos al año

Rebajas, compras, comercio.
EUROPA PRESS
Actualizado 12/01/2018 15:05:42 CET

VALENCIA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Observatorio de Comercio de la Comunitat Valenciana ha cerrado este lunes un pacto sobre los horarios comerciales que fija en 38 días los festivos aperturables en las cinco Zonas de Gran Afluencia Turística (ZGAT) de València ciudad y en la totalidad de la ciudad de Alicante, desde el 15 de junio y hasta el domingo de después de Reyes.

   No obstante, en este periodo habrá algunas excepciones de festivos en los que comercios no abrirán sus puertas como es el 24 de junio en Alicante; el 15 de agosto en València y el lunes de Pascua en ambas ciudades.

   Además, los Ayuntamientos de las ciudades de València y Alicante podrán decidir reducir si consideran oportuno el número de días festivos aperturables, según ha informado la conselleria de Economía en un comunicado en el que indica que próximamente se citarán los agentes del Observatorio para materializar y plasmar por escrito el pacto.

   Asimismo, se ha acordado que los comercios podrán abrir 40 días en el mismo periodo de tiempo en Finestrat, Torrevieja, Alborache, L'Alfàs del Pi, Benissa, Orihuela costa y Pilar de la Horadada costa, mientras que en el resto del territorio de la Comunitat que no tiene declaración como ZGAT, se podrá abrir 11 días, aunque en 2018 serán 10 al no haber cambiado la ley. Estos días serán: el 7 de enero, 18 de marzo, 1 de abril, 1 de julio, 25 de noviembre y 2, 8, 16, 23 y 30 de diciembre.

   Al término del encuentro el conseller de Economía, Rafa Climent, se ha mostrado "contentísimo" y ha destacado que se trata de un pacto "histórico" que, aunque "ha costado", ha tenido "el consenso de los agentes miembros del observatorio" porque nadie se ha opuesto, por lo que ha agradecido el esfuerzo que han realizado todas las partes implicadas.

   "Cerramos dos años de negociaciones con un acuerdo que nos permitirá, a partir de ahora, fijar nuestra atención en aquellos asuntos que realmente preocupan el sector Comercio", ha destacado el conseller para señalar que espera que el pacto sea "positivo" tanto para los consumidores como para los trabajadores de los establecimientos.

   Ahora, la propuesta la tendrá que aprobarla el pleno del Consell a través de un decreto ley y, posteriormente, las Corts Valenciana.