La Zaranda se autoexplora y habla sobre "el mendigo que cada uno es" en el Teatro Español con 'Ahora todo es noche'

Cartel de 'Ahora todo es noche' de La Zaranda
COMPAÑÍA LA ZARANDA
Publicado 13/04/2018 16:36:14CET

   MADRID, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El Teatro Español acoge, desde el 19 de abril hasta el 29 de abril, la última producción de la compañía La Zaranda Teatro Inestable de Ninguna Parte -Premio Nacional de Teatro 2010- 'Ahora todo es noche', para hablar de aquellas personas "invisibles" que "han sido desahuciadas de todo" y reflexionar sobre el mendigo que "cada uno lleva dentro".

   Así lo ha hecho saber, este viernes 13 de abril en Madrid, el director del montaje, Paco de la Zaranda, en rueda de prensa con motivo de la presentación de la pieza, escrita por el autor de la compañía Eusebio Calonge y protagonizada por Gaspar Campuzano, Enrique Bustos y el propio el director.

   Zaranda ha matizado que tras cuarenta años de trayectoria "a la compañía se le antojó" hacer un montaje en el que "solo estuvieran ellos tres". En este caso, interpretan a tres mendigos llamados como los tres reyes Sigismundo, Prometeo y Lear, piezas claves de la literatura clásica y que acabaron siendo despojados y "desahuciados de sus respectivos reinos".

   "Son tres reyes que acaban siendo mendigos. En la vida nos desahucian de todo; del tiempo, de los sueños, y de las ideas, de eso habla esta pieza. Y también de un mundo que es excesivamente pragmático", ha señalado.

METÁFORA DE LA POBREZA Y EL TEATRO EN LA SOCIEDAD

   Así, a través de 'Ahora todo es noche', ponen sus palabras al servicio de los pobres y los mendigos, y establecen también una metáfora de su trayectoria en estos cuarenta años de trabajo, una "lucha muy difícil del teatro" por hacerse hueco en esta sociedad.

   "Argumentalmente habla de unos mendigos con sueños que han sido desahuciados de todo lo material y al fin y al cabo en su propia punidad encuentran una luz. Yo creo que ese era el camino de la Zaranda y de tanta oscuridad administrativa, de tanto ninguneo por parte de la política. Después de una lucha tan difícil creo que ya más no nos podían quitar, y de ahí viene el titulo", ha explicado Calonge.

   Así, ha explicado que, "aunque están sumidos en una noche oscura", tienen la esperanza de que "la semilla del teatro" cale en la sociedad a través de la gente joven a pesar de "no ser buenos tiempos debido al panorama desolador provocado por la ineptitud de los gobernantes y la falta de sensibilidad de la sociedad hacia los creadores".

   "La semilla también nace de la oscuridad. Ese tiempo de letargo en el que muchas veces no ves la salida te enseña también que hay un amanecer", ha expresado para señalar que es ahí donde reside el paralelismo entre "lo que son " y "lo que cuentan".

   Por ello, decidieron llevar a cabo una propuesta que mostrase "su alma desnuda" y que al llegar al espectador hiciera que el espectador "se convirtiera en su propio espejo", un teatro que el director de la pieza ha definido como "un teatro con fe y directo al alma".

   Para ello, la compañía ha decidido despojarse de todos los cachivaches que les han ido acompañando en sus producciones y han hecho un montaje en el que el escenario está prácticamente vacío. "Tuvimos que recurrir a un cartón y cuatro cosas más, pero queríamos ir ligeros de equipaje", ha matizado.

   Un trabajo que ha catalogado como "rabiosamente desnudo" con un hilo argumental débil puesto que, para ellos, la importancia reside en las reflexiones que la obra puede dejar en el espectador. Además, ha destacado que se trata de un "trabajo muy especial" puesto que, sin mostrar los elementos que han utilizado en montajes anteriores, refleja la historia de La Zalanda.

   "Como actor no me fijé en ningún mendigo para crear el personaje. Miré dentro de mí durante horas y horas de quietud y silencio, fue muy duro, pero salió de mí un personaje que nunca está quieto. Siempre intento que sea él quien me vista a mí y no al revés", ha concluido.

   Tras su gira por España y su paso por Madrid, la propuesta viajará a Argentina, Colombia y Francia y cerrará su ciclo en el festival de Toga (Japón) el próximo año.