Baricco: "La crisis no es una putada, es una gran oportunidad"

184483.1.644.368.20130507161553
Vídeo de la noticia
Actualizado 07/05/2013 18:15:53 CET

MADRID, 7 May. (EUROPA PRESS) -

El escritor italiano Alessandro Baricco está convencido de que "la crisis es un momento formidable". "Los jóvenes tienen el privilegio de vivir en el momento más difícil de Occidente", ha aseverado.

El autor de 'Seda' cree que los jóvenes no tienen que vivir esta situación de crisis "como una putada, si no como una gran oportunidad, porque todo va a cambiar". "Un mundo en movimiento es un mundo ideal para los jóvenes. Y un mundo estático o bloqueado es para los jóvenes su muerte".

Según ha asegurado el novelista y dramaturgo italiano, una de las lecciones que está enseñando a las personas esta crisis es que "solo nos pueden salvar de esta situación el dinamismo y el movimiento".

Baricco ha compartido estas reflexiones durante la presentación de los medios en el Instituto Italiano de Cultura de Madrid de la nueva Escuela Holden, la nueva versión del proyecto nacido hace 20 años en Turín y que durante este tiempo ha enseñado a escribir a jóvenes talentos.

El intelectual italiano ha explicado que tras dos lustros de existencia la Escuela Holden --cuyo nombre proviene del protagonista de la novela de J. D. Salinger 'El guardián entre el centeno'-- "se ha hecho mayor" y necesita evolucionar. "Queríamos hacer algo más difícil", ha añadido.

Por ello, el próximo curso, que comienza en octubre, la escuela estrenará nueva sede: el ex cuartel militar Cavalli, también en Turín, que albergará 400 alumnos de entre 18 y 30 años de edad, cuando en la actual sede solo acoge a 60 alumnos (30 por cada curso).

El cuartel es una cesión del ayuntamiento y en el proyecto participan económicamente la editorial Feltrinelli y el propio novelista, además de los préstamos que les han concedido los bancos. Además, la próxima semana se anunciará la llegada de un tercer socio "formidable" para el proyecto.

NUEVOS CICLOS

Para el próximo curso también cambia la didáctica, que a partir de ahora estará centrada en seis oficios: Scrivere, Filmmaking, Acting, Series, Real World y Crossmedia. El primero, el de escritura, se impartirá en italiano, mientras que los cinco restantes se enseñarán en inglés.

La nueva Escuela Holden --cuya matrícula cuesta unos 8.700 euros al año-- quiere ser internacional, por lo que pretenden que en cinco años la mitad de sus alumnos no sean italianos (motivo por el que Baricco ha acudido a Madrid).

En estos 20 años de existencia, el autor de 'Emaús' ha visto pasar por la escuela a 4 ó 5 jóvenes que eran "claramente" mejores escritores que él, 20 con mucho talento y otros 50 que podrían escribir buenos libros.

Eso sí, los dos mejores alumnos y cuyo talento era "absolutamente deslumbrante" no se han dedicado a escribir. Uno de ellos trabaja de barman y no se dedicó a la escritura porque "no tenía la determinación necesaria", mientras que el otro trabaja en el despacho de abogados de su padre. "No han escrito ni una línea".

De entre los que han tenido éxito social reconocido se encuentra Paolo Giordano, alguien escribe "bien y es muy inteligente". Baricco cree que Giordano se merece "todo el éxito que ha tenido" pero se pregunta por qué ha triunfado él y no los demás. "Nuestro mundo es un poco incomprensible", agrega.

SACAR LO MEJOR DE CADA ALUMNO

De cualquier forma, ha recalcado que el objetivo es que los jóvenes logren conseguir ser y expresar lo mejor que llevan dentro y que tengan una "existencia libre" en la que puedan trabajar en "algo que les apasione".

"El éxito es algo a menudo muy casual, que a una escuela puede interesarle hasta cierto punto. Es algo que complace pero no es el corazón que mueve la escuela", asegura. De hecho, algunos de los resultados de los que más le enorgullecen son "casi invisibles", como por ejemplo que dos o tres de los mejores traductores de italiano hayan pasado por la escuela, un trabajo que apenas se ve pero que es de vital importancia.

TALENTO Y TRABAJO

El novelista ha explicado que para escribir libros "hace falta cierta dosis de talento, pero no basta el talento". Se necesita trabajo y la escuela "puede hacer mucho para que ese talento sea productivo".

A partir del próximo curso no habrá becas, porque han visto que es un sistema que no funciona: es difícil saber quién la necesita realmente y genera una "reacción psicológica" negativa en el alumno que se sabe becado. Por eso, a partir de ahora concederán 'préstamos de honor' que tendrán que ser devueltos en ocho años a 1 por ciento de interés sin necesidad de aval.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies