James Rhodes, sobre los abusos en Hollywood: "Es poco común que hablen los hombres y ahora podrán hacerlo sin vergüenza"

Contador
El pianista James Rhodes
EL BATEL
Publicado 10/11/2017 15:17:36CET

   MADRID, 10 Nov. (EUROPA PRESS) -

James Rhodes publica nuevo libro, 'Fugas' (Blackie Books), en el que relata su vida durante cerca de seis meses en el año 2016 a modo de diario, centrando especialmente su mirada en la divulgación musical de piezas clásicas, aunque sin dejar de lado algunas de las obsesiones que han marcado su vida, como por ejemplo los abusos sexuales.

   Preguntado sobre los recientes testimonios en Hollywood y en el cine sobre el acoso, Rhodes ha asegurado que estas confesiones son "importantes", en especial para visibilizar casos ocultos entre los hombres. "Mi experiencia particular es que resulta muy poco común que un hombre hable de la violación y, si hay algo de bueno en toda esta historia de Kevin Spacey, es que otros hombres van a poder hablar de ello sin vergüenza", ha señalado en una entrevista con Europa Press el músico.

   No obstante, el pianista ha enfatizado que hablar de abusos "siempre será difícil" tanto para hombres como para mujeres y que lo realmente importante es dar visibilidad a estos casos para tratar de evitarlos en el futuro. "En realidad, es todo una cuestión de vergüenza y poder, pero toda vez que se puede hablar de ello, la vergüenza desaparece", ha aseverado.

   "Siempre he pensado que lo más importante es hablar. Una de las cosas que me sorprenden es que 'Instrumental' lo están leyendo en cárceles como parte de rehabilitación de agresores sexuales. Tener una conversación sobre el abuso de poder y sexual nunca va a hacer que paren las violaciones, pero podemos hacerlo más visible y conseguir que la gente hable y no se sienta tan sola", ha defendido.

'FUGAS' NO ES UN MANUAL DE AUTOAYUDA

   En 'Fugas', Rhodes cuenta su día a día dando altavoz a sus pensamientos, en muchas ocasiones negativos y que dejan aflorar trastornos que llevan persiguiéndole desde pequeño. Sin embargo, también hay espacio para nuevas relaciones, conciertos con el respaldo del público y, en definitiva, "días felices".

   "Creo que estoy en mi mejor momento. Ahora estoy viviendo en Madrid, y noto que tengo muchas cosas que hacer y deseo sentirme mejor ser humano. Es verdad que hay días en que me quiero morir, pero cada vez tengo más momentos en que miro mi vida y quiero disfrutar de ello, porque no quiero echar la vista atrás y darme cuento de que no aproveché los momentos felices porque tenía miedo", ha explicado.

   Sin embargo, el músico británico no quiere que sus libros sean vistos como manuales de autoayuda. "La palabra autoayuda es muy peligrosa. Tenemos que empezar a mirar de otra manera cómo vemos nuestras emociones porque todo parece que tiene que ser tan perfecto...La realidad es que todos estamos un poco locos o tenemos ansiedad a veces y nos sentimos un poco solos: no pasa nada por sentirse una mierda ni hace falta ser perfecto", ha reclamado.

EL 'BREXIT' Y CATALUÑA

   Desde hace unos meses, Rhodes ha trasladado su residencia a Madrid --pese a conservar casa en Londres--, una ciudad y un país que le "encantan". "Todo es mucho más relajado, más tranquilo, la comida, la gente...Me siento como en casa", ha explicado el músico británico, quien está intentando aprender español viendo programas y series subtituladas como 'Mar de plástico', 'First Dates' o 'Sálvame'. "Pero hay que ser realista, se tarda mucho en aprender un idioma y yo ya tengo 42 años", ha bromeado.

   Respecto al conflicto sobre la independencia de Cataluña, Rhodes ha admitido que se siente "alguien de fuera a quien no corresponde ni es apropiado hacer ningún tipo de juicio" sobre esto. "Es una situación muy compleja y hay muchas historias y cosas de las que no tengo contexto, para los españoles son sentimientos más fuertes porque se lleva dentro", ha añadido.

   En cualquier caso, ha incidido en la importancia de que "pase lo que pase, todo el proceso sea respetuoso y pacífico". "La gran diferencia con el Brexit y con el referéndum de Escocia es que allí se hizo de manera legal y correcta, aunque luego el Brexit fuera un puto desastre y una de las principales razones por las que me fui de Inglaterra", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies