Pilar de Arístegui narra en forma de "crónica" la vida de 'Sofía. La Reina': "Siempre hay algo que descubrir de ella"

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

NUEVO LIBRO

Pilar de Arístegui narra en forma de "crónica" la vida de 'Sofía. La Reina': "Siempre hay algo que descubrir de ella"

Pilar de Arístegui, autora de 'Sofía. La Reina'
ESFERA DE LOS LIBROS
Actualizado 27/10/2016 14:26:00 CET

MADRID, 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

Pilar de Arístegui narra en forma de "crónica" la vida de la Reina Sofía, "una mujer que ha sido muy válida", en el libro 'Sofía. La Reina' (Esfera de los Libros), que será oficialmente presentado el próximo miércoles 2 de noviembre, día de su cumpleaños.

"Siempre hay algo que descubrir de ella", ha declarado De Arístegui este jueves 27 de octubre en Madrid, quien define a la monarca como una persona "cálida y humana", así como "ejemplar" que siempre estuvo "al servicio de los demás". "No hay causa en la que la Reina no haya estado", alaba De Arístegui, que reconoce sentir una profunda admiración por ella.

"Las personas que la conocen más de cerca o que la han visto varias veces o la han observado, saben que es cálida", destaca la autora, que cree que la imagen que ha podido dar la Reina de frialdad o de lejanía, se ha podido deber a su personalidad "retraída".

Una de las diferencias que tiene este libro con respecto a otras biografías de la reina consorte es, según ha mencionado la escritora, que cuenta con "algunas anécdotas inéditas", así como otras "divertidísimas". A estas historias ha accedido De Arístegui a través de testimonios de "gente muy cercana" a la Reina, aunque también admite que este trabajo, en el que ha estado enfrascada durante casi tres años, contiene "mucha documentación". "Es un libro que implica responsabilidad", mantiene la autora, que pretende "narrar hechos" para que el lector "piense lo que quiera".

La escritora, que confiesa que no sabe aún si la Reina ha leído el libro, resume la vida de la monarca así: "La vida que ha tenido ha sido segura en muchos aspectos y, como todos los seres humanos, ha tenido dificultades vitales, en su familia, en su entorno, a su alrededor". Así, De Arístegui pone de ejemplo la Transición, periodo que la sociedad española vivió con "inquietud". "Imagino que también habrá sufrido esa inquietud y con mayor trascendencia que los demás, y luego ha tenido los problemas que hemos tenido todos en la vida", simplifica.

En relación a su papel como mujer del Rey, ha destacado su distancia del protagonismo. "Lo suyo no era el protagonismo, decidir, aconsejar, pero siendo una mujer como es, inteligente, observadora y con gran experiencia de la vida --ella venía de una familia que había conocido muchos avatares, el exilio, el derrocamiento--, no me cabe la menor duda de que en algún momento habrá dado consejos, creo", considera.

Algunos de estos "avatares" que le marcaron en su vida fueron, según opina la autora, el exilio. "Hay una anécdota en la que la Reina Federica cuenta que tenían tan pocos recursos que para Navidad les puso de regalo una sartén y creo que una escoba, cosas de ese tipo", narra.

Pero también le marcó la educación recibida en Salem (Alemania), según cuenta la autora. "Esa idea de exigencia, de ayuda a los demás, de excelencia, es en lo que está basado el ideario educativo de Salem, y yo creo que eso le formó e influyó mucho a doña Sofía, porque uno de sus lemas es 'Ser útil', aquello de que a mayores privilegios, mayor deberes, que es algo que debería siempre regir la mente de todas las personas encumbradas", explica.

LA REINA SOFÍA SE CASÓ "ENAMORADA"

Asimismo, sostiene que también le han marcado "acontecimientos humanos, familiares", como fue la muerte de su padre, el Rey Pablo I de Grecia, con quien estaba muy unido, así como la muerte "trágica" de su madre, Federica de Hannover.

Aun así, De Arístegui ha preferido no incluir en el libro asuntos privados. "Yo creo en la privacidad, todos tenemos derecho a la privacidad y la Reina ha preservado siempre mucho su vida privada y sabemos lo que sabemos por la prensa", argumenta su decisión.

En este sentido, preguntada sobre la relación de doña Sofía con el Rey Juan Carlos I, la autora opina que entre ellos sí hubo amor, al contrario de lo que se suele pensar. "Una de las cosas que creo es que, en un momento determinado, se quisieron, y hay gente que dice que eso fue un matrimonio totalmente arreglado", expresa la escritora, que presiente que ella se casó estando "enamorada".

Precisamente, la escritora relata una anécdota para mostrar el amor que sentía el monarca hacia su mujer. A principios de los años 80, los reyes hicieron una visita al Santuario de Loyola (Guipúzcoa). Al entrar, se escuchó un estruendo y, en cuestión de segundos, el rey Juan Carlos cubrió con su cuerpo a la reina a modo de protección.

De Arístegui también revela en el libro que la Reina tiene "grandes amigos", como Tatiana Radziwill, Inmaculada de Habsburgo, María Luisa de Prusia o su hermana Irene de Grecia, personas con un "denominador común". "Todas hacen algo útil para la sociedad, sea en el mundo cultural o de la ayuda social, y eso me parece bastante revelador", describe.

La autora también ha destacado otras facetas de la reina consorte, como el amor que siente por sus hijos y sus nietos. "Es una magnífica abuela", comenta De Arístegui, que también opina que la relación con la actual Reina Letizia es "buena". De hecho, considera que su relación con su familia se ha acentuado a raíz de su jubilación, porque en estos últimos años la Reina "ve los toros desde la barrera".

La cercanía que caracteriza a Doña Sofía también ha influido en su hijo, el Rey Felipe VI, según mantiene De Arístegui. "Dicen que se parece mucho", dice la escritora, que narra la anécdota protagonizada por el actual monarca y Nuria Espert en los Premios Príncipe de Asturias, en los que el rey acompañó a la actriz a coger un taxi.

El libro, de 455 páginas, cuenta además con un total de 94 fotografías de la vida de la monarca, y finaliza sus páginas el 19 de junio de 2014, día de la proclamación de Felipe VI.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies