Aíto no se fía del Spirou: "Es un equipo realmente difícil, no en vano tiene 7 americanos"

Actualizado 20/10/2010 16:26:50 CET

MÁLAGA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

El entrenador del Unicaja, Aíto García Reneses, ha comentado que no se fía del Spirou Baskets de Charleroi, ya que el primer rival al que se medirán los malagueños en Euroliga este jueves "es un equipo realmente difícil, porque no en vano tiene 7 americanos" en su plantilla.

Y es que Aíto sabe la importancia que tiene comenzar con buen pie en la máxima competición continental. "Afrontamos esta competición con el objetivo, primero, de ganar este primer partido, que será difícil porque nosotros estamos en una situación complicada de lesiones otra vez, y porque el Spirou Charleroi es un buen equipo, como ha demostrado ganando a otros buenos conjuntos en la fase previa como son el Unics Kazan ruso y el Alba Berlín", precisó.

En este sentido, puso de relieve la peculiar conformación del plantel belga. "Es un equipo realmente difícil, no en vano tienen 7 americanos porque su legalidad se lo permite y nosotros no podemos tener más de dos, aunque en realidad solo tenemos uno. Ahora tenemos ganas de ganar el partido y luego hablaremos de los siguientes", añadió.

El técnico es consciente de que en este torneo no cabe esperar ventajas por parte de nadie. "Todos los grupos de la Euroliga son duros. La única cosa que no es una desventaja en el nuestro es que no tenemos demasiados viajes muy largos, que eso también entorpece, pero sin duda el grupo nuestro es muy potente", explicó.

MCINTYRE VUELVE A ENTRENARSE

Mientras tanto, el jugador del Unicaja Terrell McIntyre ha podido volver a entrenarse tras descansar este martes, debido a las molestias producidas por una fascitis plantar.

No obstante, el Unicaja cuenta con tres lesionados. Así, Carlos Jiménez arrastra un esguince de tobillo que le convierte en duda para el choque con los belga, aunque, según el parte médico del club, no se descarta su participación en el partido.

En cuanto a Panchi Barrera y Saúl Blanco son bajas seguras, ya que sufre sendas lesiones musculares que les impedirán jugar. Ante ellos, en el único entrenamiento de la jornada han participado también los jugadores del equipo filial Rincón Carlos de Cobos y Pablo Almazán.