Miralles avisa de que el Pamesa Valencia llega a la final "con mucha ambición"

Actualizado 09/04/2008 14:18:35 CET

TURÍN, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El pívot del Pamesa Valencia Albert Miralles avisó de que el conjunto que entrena Fotis Katsikaris llega a la 'Final a Ocho' de la Copa Uleb, que arranca mañana en Turín, con "mucha ambición".

El jugador del equipo naranja cree que su primer rival en los cuartos de final, el DKV Joventut, es "un gran conjunto y será muy difícil batirlos", pero el Pamesa "ha aprendido la lección tras la derrota en la Copa del Rey", contra el conjunto verdinegro.

Miralles cree que el Pamesa "ahora está listo para competir cara a cara contra" el DKV Joventut y no como en la Copa del Rey donde llegaron con jugadores mermados físicamente. El pívot dijo que una de las claves es "no dejarles controlar el partido y permitirles un ritmo alegre".

El 'cinco' del Pamesa cree que la 'Penya' es un equipo "muy creativo con Ricky Rubio y Rudy Fernández, y si se les permite jugar de forma abierta, estás perdido". Además recalcó que si le dejas al DKV Joventut controlar el ritmo "poco se podrá hacer".

Miralles afirmó que el partido de mañana es el "más importante en lo que va de temporada". "Hemos estado trabajando mucho durante muchos meses para llegar a este partido y somos conscientes de que podemos ganar un título", explicó.

El catalán desveló que el equipo quiere "ganar la Copa Uleb y si ese es el objetivo, tarde o temprano se tienen que afrontar equipos como Joventut o tan talentoso como ellos". Miralles también se refirió a la suerte que "es necesaria en todos los partidos decisivos". El pívot avisó de que "el mejor equipo puede tener una noche mala e irse a casa y el ganador puede ser el equipo que nadie esperó", concluyó.