Valverde: "Estoy encantado con cómo nos hemos sabido mover"

Alejandro Valverde gana la cuarta etapa de la Volta a Catalunya
TEAM MOVISTAR
Publicado 22/03/2018 18:35:37CET

BARCELONA, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

El ciclista español Alejandro Valverde (Movistar) ha asegurado tras ganar la cuarta etapa de la Volta a Catalunya, disputada entre Llanars y La Molina sobre 170,8 kilómetros, al imponerse en lo alto de la estación de esquí al joven colombiano del Sky Egan Arley Bernal que está "encantado" por cómo movieron la carrera en la subida final, con Nairo Quintana y Marc Soler como co-protagonistas.

"Estoy encantando con cómo nos hemos sabido mover en esa última subida. Con la ayuda del coche y organizándonos bien entre nosotros ha salido todo a la perfección. De todas formas, el planteamiento estaba muy a la vista: si saltaba Soler o Nairo, había que esperar y dejar que fuesen otros a por ellos. Éramos tres y jugábamos con esa ventaja", comentó en declaraciones facilitadas por el equipo.

Su objetivo no era otro que "estar ahí" y buscar luego la victoria de etapa, como hizo. "Nairo, Marc y todos los compañeros han estado de diez, no me canso de decirlo. Ahora Bernal pasa a ser el rival más importante para la general. Es un magnífico corredor de presente y de futuro al que habrá que vigilar de aquí al domingo. Confío en mis compañeros y pelearemos por mantener este maillot hasta el final", aseguró.

Valverde, que superó en el sprint final sin problemas al joven escalador colombiano del Team Sky, reconoció que fue en general un día "realmente duro" sobretodo por el frío. "En bajadas como la de la Creueta se pasaba bastante mal. El movimiento de Mitchelton en la subida a Jou ha sido muy bueno, pero no nos causaba nervios por dos simples razones: que la etapa era durísima y que un corredor solo tiene muy difícil llegar hasta el final, como le ha sucedido a Chaves", apuntó sobre ese intento fallido de escapada.

"El equipo ha hecho una labor fenomenal en todo momento, llevando la carrera siempre controlada y con mucha calma. En la bajada de la Creueta he salido a por ese ataque de Mohoric pero ha arriesgado fuerte en un par de curvas y yo no quería jugármela tanto. He prefiero comer bien, hacer una bajada tranquila y esperar a mis compañeros", explicó sobre su primer intento de ataque junto al esloveno, que se fue en solitario antes de ser atrapado de nuevo.