Raikkonen, el triunfo inesperado del 'Ice Man'

Actualizado 21/10/2007 22:28:07 CET

Es el tercer finlandés en proclamarse campeón del mundo de F-1 tras Hakkinen y Rosberg

MADRID, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -

Kimi Matias Raikkonen nació el 17 de octubre de 1979 y justo 28 años y tres días después ha logrado su primer título de campeón del Mundo tras imponerse en el Gran Premio de Brasil, donde sus principales rivales, Lewis Hamilton y Fernando Alonso, no han podido cumplir con los objetivos marcados al comienzo de la prueba.

Raikkonen era el tercero en discordia. Llegaba a Brasil confiado en que tenían que ocurrir dos milagros para que fuera campeón del mundo. El primero, que Hamilton se saliera o abandonase. Y ocurrió. Y el segundo, que Alonso quedara por detrás del segundo puesto, lo que también paso al finalizar tercero.

La fortuna y los dioses se aliaron hoy con un piloto que nunca se ha caracterizado por su buena suerte. Un hombre frío, apodado como 'Ice Man' ('Hombre de Hielo) por su procedencia finesa, que hasta el día de hoy sólo había sido capaz de ser subcampeón del mundo, por detrás del maestro Michael Schumacher, en 2003, y del español Fernando Alonso, en 2005.

Y es que, ni Hamilton ni el asturiano tendrían que haber olvidado que en 1950, el mítico Juan Manuel Fangio llegó en primera posición al último Gran Premio, y fue finalmente Nino Farina, que acudía tercero, fue el que se hizo con el entorchado por delante también de Luigi Faglioli, segundo de la general. Así, por segunda vez en la historia, el tercer clasificado en la última prueba se lleva el título mundial.

De esta forma, Raikkonen es el tercer finlandés que logra el título de Campeón del Mundo de Fórmula 1 tras Keke Rosberg, que venció en 1982, y Mikka Hakinen, que lo hizo en 1998 y 1999, curiosamente con McLaren, la escudería de donde procede Raikkonen, que logra devolver el título a Ferrari tras dos años de monopolio alonsista.

Además, parece que con los 'bólidos rojos' supo apartar su rumoreada ajetreada personal, sobre todo por una vida nocturna que le impedía posteriormente rendir en los trazados.

El finés se inició en el automovilismo en competiciones nacionales e internacionales de karts a los diez años --en las que coincidió con su gran rival Fernando Alonso--, antes de subirse a un coche de carreras en 1999.

Allí, Raikkonen compitió en cuatro carreras para el equipo Haywood. También participó en la Fórmula Ford Euro Cup, donde fue quinto, y después fichó por Manor Motor Sport, equipo con el que ganó cuatro carreras en las cuatro pruebas que disputó y se alzó con el título en las series de invierno de la Fórmula.

Tras el paso por el campeonato de Renault británico (2000), Peter Sauber se mostró muy sorprendido ante la trayectoria del finés y le concedió una prueba para septiembre de 2000. Tras varios tests en Barcelona y Jerez, la escudería suiza decidió ficharlo para el campeonato de 2001 como piloto de su escudería, después de participar en sólo 23 carreras, ninguna de ellas relacionadas con la F3 o la F3000. En cualquier caso, la FIA le concedió la superlicencia necesaria teniendo en cuenta las buenas actuaciones que había tenido en las pruebas con el equipo.

SU DEBUT EN F1 LLEGÓ EN 2001.

La carrera de Raikkonen en la F1 comenzó en el Gran Premio de Australia de 2001, en el que consiguió un punto tras quedar sexto. En su temporada de debut obtuvo nueve puntos y juntó con su compañero de escudería, Nick Heidfeld (12 puntos), ayudó al equipo Sauber a conseguir el mejor resultado de su historia, la cuarta posición general en el campeonato de constructores.

A pesar del rechazo que recibió su entrada en este deporte por parte de muchos sectores, su actuación en 2001 no pasó inadvertida y McLaren lo eligió para sustituir al doble campeón y también finlandés Mika Häkkinen, que se retiró al finalizar el campeonato 2001.

Sin embargo, dos temporadas después se vivió la explosión del finlandés (2003), en la que tras luchar cara a cara con el entonces pentacampeón del mundo Michael Schumacher, quedó a sólo dos puntos del alemán (91 puntos por 93 del 'kaiser') y se proclamó subcampeón del mundo.

En este Mundial ganó el primer Gran Premio en Malasia y alcanzó un total de diez podios. Sin embargo, su progresión no tuvo continuidad y no se volvió a ver a ese piloto genial y poco expresivo, que fue subcampeón nuevamente en 2005, aunque lejos de Fernando Alonso.

Al siguiente año tampoco cuajó con los de Ron Dennis y vivió una temporada horrible, que no impidió que fichara de todos modos por Ferrari, donde pese a su discreto inicio, firmó un gran final amparado en la novatada de Hamilton.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies