Acciari: "Es muy injusto descender a 15 días del comienzo de la Liga"

Actualizado 08/08/2014 11:22:01 CET

MADRID, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El capitán del Real Murcia, José Luis Acciari, afirmó que el descenso administrativo del club de la Liga Adelante a la Segunda B es "injusto en los tiempos que corre", y menos a 15 días de comenzar una nueva temporada, subrayando que la plantilla "está muy dolida" con los sucedido.

   "Lo que sucedió es totalmente injusto en los tiempos que corre hoy el fútbol, y por la forma, soy consciente de que tiene que haber controles económicos para la buena salud del fútbol español y que la responsabilidad es del Murcia, pero es muy duro este descenso. Hace un daño increíble a una afición, a los futbolistas, a unos empleados de un club, nosotros elegimos jugar con el Real Murcia en Segunda División, y a 15 días de comenzar una temporada nos vemos obligados a jugar en Segunda B", dijo Acciari en 'Al primer toque' de Onda Cero.

   El argentino cree que es una "vergüenza" que a estas alturas de la temporada se haya resuelto esta decisión, con todos los problemas que genera entre clubes y jugadores. "Ahora, además de jugar en otra categoría nueva, al Murcia le mandan al grupo 1 con equipos de Asturias y Galicia. La plantilla se ve muy dañada estamos dañados mentalmente, psicológicamente por todo lo que sucedió", subrayó.

   El capitán 'pimentonero' consideró igualmente que fue un "error" por parte de la LFP el avisar tan tarde. "Si el Murcia comete algún error lo tiene que pagar, pero esta decisiones se tenía que haber tomado en junio, pero no que te obliguen a jugar en una categoría en donde ninguno de nosotros elegimos jugar. Nos vemos dañados en una categoría donde no elegimos", señaló.

   En este sentido, el sudamericano resaltó "el maltrato" por no dejarles entrar a la sede de la patronal en el momento de la reunión de la Comisión Delegada. "Estuvimos cuatro profesionales en la sede de la Liga, nos trataron muy mal. Nosotros íbamos a dialogar, a que nos expliquen porque el Real Murcia estaba descendido porque realmente no sabíamos que estaba pasando, leíamos que el Murcia debía a Hacienda", indicó.

   Por ello, Acciari sintió un trato desfavorable como si "fueran unos delincuentes". "Solo queríamos tener de primera mano del presidente y de los clubes un dialogo como seres humanos y la verdad que no sentimos ese apoyo", relató, reiterando que no sabían "el peligro que corría el Real Murcia hasta que estalló la bomba".

   Por otro lado, el centrocampista reclamó una "unión" entre la Liga y los futbolistas. "Queremos que los futbolistas estemos dentro de las decisiones que se tomen en el fútbol, somos los partícipes y entre la Liga y los futbolistas hay una distancia de un mundo. No nos sentimos respaldados, no hay diálogo", recriminó.

   "Esto no es por dinero, esto es uno que toma la decisión de jugar en una división y finalmente juega en otra, y cómo un aficionado paga por una división y al final verá otra. Hay que mirar las medidas para mejorar el fútbol español", dijo al respecto.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies