El Bayern, dominio de la posesión con todo un arsenal ofensivo

Robert Lewandowski celebra un gol con el Bayern
REUTERS - Archivo
Publicado 03/04/2018 11:55:05CET

   MADRID, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El Sevilla buscará la hazaña en los cuartos de final de la Liga de Campeones ante un Bayern de Múnich con la clara condición de favorito, avalada por su gran capacidad para dominar la posesión de balón y con el arsenal ofensivo suficiente para ser todo un quebradero de cabeza para la zaga sevillista.

   Pocas grietas presenta el conjunto bávaro, sobre todo tras la salida de Carlo Ancelotti y el regreso de Jupp Heynckes, el técnico que les llevó al triplete en 2013 y que ha vuelto a situar al equipo germano entre los firmes candidatos al título.

   Gran dominador de la Bundesliga, donde ya tiene prácticamente el título tras hacerle un set al Borussia Dortmund, una muestra más de su capacidad atacante, trabaja cada mercado de fichajes para hacerse con los jugadores alemanes que más destacan en la actual pujanza del fútbol de su país, pero le sigue costando acceder a grandes 'cracks' por su precio y la filosofía del club.

   Con el mismo bloque, Heynckes sigue apostando por el 4-3-3, con un pivote defensivo en el medio, dos centrocampistas por delante encargados de la elaboración del juego, menos juego de extremo y un único punta, Robert Lewandowski, el futbolista más importante del actual Bayern, codiciado según las informaciones por el Real Madrid, y al que más atención deberá prestar el equipo dirigido por Vincenzo Montella. Repasamos línea por línea al pentacampeón de Europa.

1. Portería. Sobreviviendo sin Neuer. El Bayern sufre en esta posición una de las bajas más sensibles de toda la temporada. El guardameta Manuel Neuer es baja desde septiembre y se cuestiona incluso su presencia en el próximo Mundial, dejando a su compatriota Sven Ulreich como titular de los bávaros. Su dominio en los mano a mano y su mejoría en la salida de balón, algo trascendental en el estilo de juego del Bayern, le han permitido encajar a la perfección y le pueden abrir las puertas de la selección.

2. Defensa. Su línea más 'débil'. El conjunto dirigido por Jupp Heynckes cuenta con hasta tres futbolistas que, presumiblemente, serán titulares con Alemania en Rusia. Boateng y Hummels conforman una pareja de centrales con grandes capacidades ofensivas, sobre todo a balón parado, aunque suelen tener despistes en tareas defensivas y a la hora de sacar el balón desde atrás. Tampoco están acostumbrados a ser exigidos y el primero sufre más en espacios abiertos.

   En los laterales, mucha técnica con la polivalencia que dan Alaba y un Kimmich reconvertido desde su puesto de mediocentro y que ha encajado a la perfección en esa posición de un mito como Lahm,, permitiendo al Bayern tener un mayor control del juego y una mayor profundidad por banda.

3. Centro del campo. Una sala de máquinas renovada y con mucho talento. El Bayern ha perdido el equilibrio que años atrás conseguían Schweinsteiger y Xabi Alonso, y que parece que vuelve a tener con Javi Martínez. El navarro da más libertad a sus dos compañeros de zona, el entonado hispano-brasileño Thiago Alcántara, indiscutible para la distribución de la posesión y para el último pase, y la potencia del chileno Arturo Vidal, en ocasiones demasiado impetuoso, pero peligroso llegador.

   En esa zona también puede aparecer James Rodríguez, futbolista que vuelve a sonreír tras un último año aciago en el Real Madrid y que ha convencido lo suficiente como para que el Bayern acepte su opción de compra. El colombiano y su zurda prodigiosa están a un gran nivel y han encajado perfectamente en lo que le pide Heynckes que puede adelantar o retrasar su posición.

   4. Delantera. Veteranía y un olfato goleador inigualable presenta el conjunto de Baviera, quizás menos pujante en su juego de extremos por la edad ya de Arjen Robben y Franck Ribéry, y la marcha de Douglas Costa, aunque el francés parece gozar de más confianza por parte de su técnico.

   Lo que no varía son las dos puntas de lanza. Una es el incombustible Thomas Müller, prácticamente 'un chico para todo' en su club y en su selección. El alemán, sin destacar en ningún aspecto del juego, consigue tener todos ellos, siendo capaz de anotar, asistir, jugar por banda o por el centro y exhibir una fuerza que hace que sea realmente difícil marcarle.

   Pero al hablar de la delantera del Bayern, debemos hacer mención especial al polaco Robert Lewandowski, la principal figura del líder de la Bundesliga. Potencia física, movimientos letales dentro del área, impecable rematador con ambas piernas y de cabeza, e incluso gran lanzador de faltas, el centroeuropeo sigue viendo puerta con facilidad y no suele perdonar. Además, Heynckes cuenta con un buen recambio en Sandro Wagner, posible revulsivo para situaciones adversas.