Beckham cree que el tema de su renovación "se resolverá en poco tiempo"

Actualizado 05/01/2007 13:02:09 CET

MADRID, 5 Ene. (EUROPA PRESS) -

El centrocampista inglés del Real Madrid, David Beckham, cree que el tema de su renovación "se resolverá en poco tiempo", al tiempo que dejó claro que lo más importante a la hora de tomar una decisión será el de la felicidad de su familia, que está muy a gusto en la capital.

El jugador acaba contrato en junio y ya puede negociar con otros clubes, pero por ahora su prioridad es negociar con el club blanco, conversaciones que comenzarán en los próximos días. "La temporada pasada tuvimos conversaciones sobre la renovación, pero después cambió el presidente, el entrenador... hubo muchos cambios y había que volver a hablar, pero es un tema que se resolverá en poco tiempo", asegura el jugador.

"Mi familia y yo estamos muy felices en Madrid y en el Real Madrid y a mí, por encima del fútbol, me importa la felicidad de mi familia", comenta el jugador en palabras recogidas por Europa Press de una entrevista de la revista 'Futbolista'.

En el plano deportivo asegura que la "presión" es igual todos los años, aunque sí reconoce que los aficionados están "más ansiosos por lograr algún título", entre los que el inglés prefiere la Liga: "Personalmente me gustaría ganarla porque todavía no la he logrado, pero no se puede decir que no a la 'Champions League'. No descarto que ganemos alguna de las dos cosas, pero sí está claro que tenemos que ganar algo, lo que sea".

"LOS CAMBIOS DE TÉCNICOS Y PRESIDENTES SIEMPRE AFECTAN"

Ignora qué ha podido pasar para que un equipo como el Real Madrid no haya ganado nada en tres temporadas, aunque cree que en el fútbol "no siempre los mejores ganan, y eso hace que sea un juego tan divertido". "Hemos tenido seis entrenadores, tres presidentes y esto supone grandes problemas que siempre afectan a los jugadores", considera.

El inglés, feliz con la llegada de Capello, asegura que prefiere "trabajar duro" en los entrenamientos y que incluso se entrena "en solitario en casa en un gimnasio" y confía en que el trabajo dé sus frutos y puedan acabar con la supremacía del FC Barcelona.

"Estamos trabajando duro y en el buen camino para lograr batirles, para ser mejores que ellos. Nuestro objetivo es ser más fuertes que el FC Barcelona, que fue el año pasado el mejor equipo de Europa y del mundo. Debemos estar unidos, esforzarnos y creer en la fuerza de nuestro equipo", concluyó.