Berizzo: "Confío en que Orellana recapacite"

Eduardo Berizzo.
MARCELO DEL POZO / REUTERS
Publicado 07/04/2015 14:57:11CET

MADRID, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El entrenador del Celta de Vigo, Eduardo Berizzo, expresó su deseo de jugar siempre como contra el FC Barcelona, "el mejor equipo del mundo", y sobre que Orellana "recapacite" tras lanzar un trozo de césped a Sergio Busquets, la víspera de enfrentarse al Granada en el Nuevo Estadio los Cármenes (22.00 horas), un encuentro que "determinará la obtención de su objetivo".

"La conclusión es que si podíamos jugar un partido así contra el mejor equipo del mundo, debemos hacerlo siempre. Nos compromete a que ese listón o esa producción no decaiga nunca. Si fuimos capaces de tener a los mejores atacantes en un uno contra uno, con una agresividad defensiva tan alta, debemos hacerlo siempre. El riesgo es creer que en algunos partidos se pueda tomar la licencia de no hacerlo así, y me disgustaría", indicó Berizzo en una rueda de prensa este martes.

El técnico argentino analizó el solitario tanto de Jeremy Mathieu en Balaídos que dio la victoria a los blaugrana. "Acierta el pegador (Xavi Hernández) con un tiro exacto, fallamos nosotros y acierta el cabeceador (Jeremy Mathieu). En la jugada del mano a mano, Andreu (Fontas) desvía su mirada al balón y eso le permite al central despegarse ese medio metro que le permite cabecear", opinó.

Además, Berizzo comentó la expulsión de su jugador Fabián Orellana tras arrojar un trozo de césped a Sergio Busquets. "La solución parte de él y si no la tiene, la solución será otra. Pero confío en su recapacitar, en que se dé cuenta de lo perjudicial que no es sólo para el equipo, aunque también lo sea, sino para él mismo", expuso.

"Una temporada que puede terminar con buenos partidos, no se puede ver afectada por una ingenuidad como la del otro día. Si eso afecta al equipo, su equivocación nos afecta a todos", agregó el argentino al respecto.

El 'Toto' Berizzo ya pone las miras en el partido con el Granada, haciendo hincapié en la "recuperación física". "Hoy entrenamos muy bien y tenemos todavía más de un día para el partido, en el que nos encontraremos muy fuertes otra vez, reconociendo que vamos a jugar un partido en el que determinaremos la obtención de nuestro objetivo", confesó.

"Vamos a enfrentarnos a un rival directo que se encuentra a una distancia que hay que seguir manteniendo, y para eso necesitamos interpretar bien el partido y tomarlo con la misma predisposición, intensidad y compromiso que el del Barça", advirtió.

Para el partido, el entrenador del Celta tendrá las bajas de Fabián Orellana y Michael Krohn-Dehli por sanción, además de Carles Planas y Lévy Madinda por lesión. "En algunas líneas existen recambios, en otras no tanto. Evaluaremos la salud del equipo hasta mañana y pueden existir más cambios que los obligados por la ausencia de Michael y Orellana", manifestó.

"ANTE EL GRANADA SERÁ UN PARTIDO DE MUCHOS DETALLES Y FRICCIÓN"

"Somos capaces de jugar este partido ante el Granada a nuestra plenitud física. El esfuerzo acumulado se nota en el tercer partido, pero no mañana. Hemos jugado un partido intenso e imaginamos que podemos refrescar el equipo para que no suceda este casancio", comentó.

El 'Toto' señaló que en el encuentro ante el Granada van a jugar el "fútbol de siempre". "Sabiendo que nuestro rival tiene necesidades que debemos contrarrestar con mucho oficio, con mucho saber estar e imponiendo nuestro fútbol", añadió.

"Será un partido de muchos detalles y de fricción, con la pelota con un nervio diferente, sobre todo para nuestro rival. Habrá que presionarlos muy bien y aprovechar si existe ese nervio y no dejar circular. Es un equipo que tiene atacantes muy veloces y un gran habilitador, con lo que nuestro comportamiento ofensivo debe ser correcto", avisó al respecto.

El argentino analizó que el equipo andaluz "tiene una plantilla numerosa con muchas variantes". "Tienen disponibilidad en ataque con muchas opciones, así que debemos estar muy concentrados. Es un partido clave para nosotros y hay que despegarse de lo que ocurrió el domingo", reveló.

Finalmente, Berizzo declaró que el horario tardío de inicio de los encuentros le da "pena por los niños". "Me cruzo con muchos padres que se tienen que ir al campo solos, cuando les gustaría ir acompañados. Normalmente, en un partido a las nueve de la noche el niño no puede ir. Me encantaría ir en un horario donde pueda ir la familia al fútbol, el principal perjudicado es el niño", sentenció.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies