Borja Iglesias: "No creo que tenga que ser el nuevo Gerard"

El jugador del RCD Espanyol Boja Iglesias
RCD ESPANYOL
Actualizado 11/07/2018 13:44:30 CET

   BARCELONA, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El nuevo jugador del RCD Espanyol Borja Iglesias ha asegurado este miércoles que no llega para sustituir a Gerard Moreno, que ha dejado el club este verano para jugar en el Villarreal CF, sino para ser él mismo y poder devolver la confianza de la entidad blanquiazul con una buena temporada en el reto de jugar en LaLiga Santander.

   "Sobre Gerard, he jugado con él, he compartido momentos con él, no creo que tenga que ser el nuevo Gerard, vengo a ser Borja Iglesias", afirmó en la rueda de prensa de presentación que tuvo lugar en el Auditorio del RCDE Stadium.

   Además de no querer ser comparado con Moreno, afirmó sentirse "orgulloso" por la confianza del club y también muy reforzado por la "apuesta y confianza" que el club ha depositado en él a la hora de brindarle la oportunidad de asentarse en la elite.

   El delantero aseguró haber tenido otras ofertas, sin detallarlas, pero no dudó en aceptar la del RCD Espanyol en cuanto la tuvo sobre la mesa. "Para mí fue sencillo, tenía varias opciones buenas pero desde que se me planteó el proyecto, creo que no tuve ninguna duda. Sabía que venía a un club histórico con muchísimo tiempo en Primera; un escenario ideal", manifestó.

   "Con Rubi he hablado muchas veces me ha transmitido confianza y cariño. Aterricé hace poquito pero tendré tiempo para hablar con él y con todos mis compañeros", afirmó sobre la relación que está teniendo con su nuevo entrenador, Joan Francesc Ferrer 'Rubi', desde su llegada al equipo.

   Preguntado por si le asustaba jugar en LaLiga Santander un curso completo, pues apenas debutó en Primera con el Celta unos minutos, lo negó. "Me asustaba mucho más ir a jugar a campos de Segunda B. Ahora es todo bonito, es Primera y un club histórico. Hay cosas a las que hay que tenerle miedo y esta no es una de ellas", aseguró.

   "Creo que la parte del trabajo y compromiso es algo difícil de dejar de lado. Soy un jugador pasional, me gusta hacer lo que hago y disfruto haciéndolo es bonito poder disfrutar de algo así en un estadio como este", añadió en este sentido.

   En cuanto a si se informó del club antes de aceptar la oferta, desveló que habló con los canteranos Cristian Galas y Manel Royo. "Es cierto que es algo que hacemos todos, hablar con gente que había estado aquí como Cristian Galas o Manel Royo. Todos me dieron unas palabras muy positivas en favor del club y la ciudad y eso me ayudó", añadió.

   Sobre sus orígenes gallegos, nacido en Santiago de Compostela, ha asegurado que le haría ilusión "hacer el Camino" si logra sus objetivos y añadió que "ojalá" tenga "un buen motivo". "Si todo es positivo lo haré para celebrarlo y para disfrutar de una experiencia bonita", concluyó.

   Por su parte, el director general deportivo, Óscar Perarnau, afirmó que seguían al delantero desde hacía tiempo. "La secretaría técnica llevaba trabajando este tema durante meses, un trabajo de equipo donde cada uno da su opinión y todos coincidimos en que tiene mucho potencial, es un goleador", destacó.