Rosell: "Si no hubiera sido presidente del Barça no estaría en la cárcel"

Sandro Rosell
EUROPA PRESS - Archivo
Actualizado 17/07/2018 13:46:26 CET

BARCELONA, 17 Jul. (EUROPA PRESS) -

El expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell ha señalado que no se considera un preso político pese al peso de la situación en Cataluña en su causa y sí ha manifestado que no estaría en la cárcel si no hubiera dirigido el club blaugrana.

"No estoy preso por haber sido presidente del FC Barcelona, pero si no lo hubiera sido no estaría aquí", aseguró en una entrevista desde Soto del Real al diario El Mundo recogida por Europa Press.

Rosell está en prisión preventiva desde hace un año acusado por la juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela de un presunto delito de blanqueo de capitales y organización criminal, por supuestamente blanquear unos 15 millones de euros en la venta de derechos de imagen de la selección brasileña de fútbol a una sociedad con sede en Catar.

"¿En qué otro caso la Fiscalía de la Audiencia Nacional se ha dedicado a investigar unos hechos producidos hace 12 años en otro país (Brasil) sin que allí sean delito y en el que las partes implicadas privadas no reclamen nada? Es surrealista", lamentó Rosell.

Según el exmandatario blaugrana, esos 15 millones de euros que la juez le acusa de haber robado a la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) no fueron más que el pago de sus servicios, y señala que la federación no puso denuncia y que justicia brasileña tampoco vio indicios de delito.

Por todo ello cree que es "inexplicable e inaudito" que lleve catorce meses en prisión preventiva a la espera del juicio. "Los hechos por los que se me acusa se remontan a un contrato firmado en Brasil en 2006, del cual ninguna de las empresas privadas que participó ha reclamado nada", argumentó.

"De hecho Ricardo Teixeira, ex presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), está en libertad, dado que Brasil no ha considerado investigar nada en estos 12 años. La Fiscalía de la Audiencia Nacional dice que he blanqueado dinero de comisiones ilegales cuando, en realidad, se me pagó por mi trabajo", expresó.

Carga contra Lamela y lamenta que ya le haya prezjugado. "Tras un año siguen sin decirnos qué delito cometí en Brasil y por qué aquella remuneración que cobré fue ilegal. En cualquier caso, lo que he constatado es que la juez Lamela ya me ha condenado y por eso se me mantiene en prisión preventiva, vulnerando así mi presunción de inocencia", lamentó.

Por otro lado, negó que sea un preso político. "No me considero un preso político, pero creo que la política y la situación en Cataluña a tenido y tiene un peso importante en mi caso", matizó.

"El Tribunal Constitucional ha llegado a inadmitir hasta dos recursos de amparo a pesar de que mi situación requiere de una seria revisión fuera de la Audiencia Nacional. Como presidente del FC Barcelona me granjeé algún enemigo, como consecuencia de mi compromiso con el club, pero no sé a quién hice tanto daño como para llevar más de 400 días en prisión sin haber sido juzgado", se pregunta.