El Valencia 'pincha' ante el correoso Copenhague

Actualizado 07/11/2008 1:01:02 CET

VALENCIA, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Valencia inició la fase de grupos de la Copa de la UEFA con un empate a uno en Mestalla ante el Copenhague danés, tras un mal partido de los hombres de Unai Emery que se adelantaron a la hora de partido con un gol de Morientes y vieron como su rival empataba en el minuto 83, tras un error en cadena de la defensa.

El conjunto local no estuvo cómodo en ningún momento del encuentro, ni siquiera cuando fue por delante en el marcador. El técnico valencianista hizo hasta siete cambios respecto al encuentro del pasado sábado en el once inicial y el bloque notó la falta de conexión. Además, el Copenhague estuvo muy ordenado tácticamente y esperó su momento para marcar, que podía haber llegado antes de no haber fallado alguna de las claras ocasiones de gol de las que dispuso.

Al Valencia se le atragantó la primera mitad ante un equipo danés muy combativo que juntó dos líneas de cuatro cerca de su portería y desbarató casi todos los ataques de los locales. El invento de Unai Emery de colocar al portugués Hugo Viana como delantero junto a Morientes resultó fallido. El luso no se ofreció, apenas participó y siempre se movió en paralelo a Morientes sin crear profundidad en el equipo.

El Copenhague, a pesar de que hizo poco en ataque, aún tuvo dos ocasiones claras de gol. La falta de calidad de sus dos delanteros salió a relucir cuando Almeida intentó marcar de vaselina ante un Renan que salió a la desesperada. El portero brasileño pasó por algún apuro, sobre todo, por algunos errores infantiles de la pareja de centrales.

El Valencia so mostró voluntarioso, sobre todo, dos jugadores como Miguel y Vicente que fueron los que más ruido armaron en busca de la meta de Christiansen. Sin embargo, Del Horno, falto de forma, no acompañó por la izquierda, mientras que Pablo, que tuvo más participación, fue poco efectivo.

Los de Emery, aún con todo esto, tuvieron tres ocasiones de gol. Vicente encaró al portero y éste desvió con el pie (min. 9), Edu cabeceó un balón al larguero tras un centro de Miguel (min. 14), mientras que Morientes también tuvo una ocasión con un lanzamiento desde dentro del área que despejó el portero danés (min. 34).

El conjunto local echó a faltar la imaginación y la movilidad de jugadores como Villa y Mata que estaban en el banquillo. Además la pareja de medio centros formada por Baraja y Edu no acertó a llevar el mando del partido ante un rival que apretaba en cuanto el balón pasada de la medular.

APARECE EL 'CAZAGOLES' MORIENTES

El partido transcurrió por los mismos derroteros tras la reanudación y en el 55 Emery buscó el 'efecto Mata' con la idea de buscar la chispa que la hacía falta al equipo. Sin embargo, el que apareció a la hora de partido fue el 'cazagoles' Morientes. Edu entró como un rayo por el centro del área, se llevó el balón con el pecho y su disparoa bocajarro lo desvió el portero a los pies de Morientes que no perdonó.

Una hora le costó al Valencia de sufrimiento porque el Copenhague no se desordenó en todo ese tiempo. Los daneses llegaron con la lección bien aprendida.Con el tanto en contra se vieron obligados a dar un paso hacia adelante, momento que aprovechó Emery para dar entrada a Villa porque ahora sí había más espacios.

A falta de 20 minutos, el Valencia trató de matar el encuentro, pero un error en cadena de toda la defensa en un saque de banda, permitió que el balón le llegara a Santin que batió a placer a Renan. Los últimos minutos fueron un quiero y no puedo del Valencia que arranca la fase de grupos con un decepcionante empate que lo deja mal sabor de boca.


Videonoticias de fútbol
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies