Jorge Lorenzo comparte sus secretos para alcanzar el éxito en 'Lo que aprendí hasta los 30'

Portada del libro 'Lo que aprendí hasta los 30'
PLANETA
Publicado 05/04/2018 17:23:34CET

MADRID, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

El piloto español Jorge Lorenzo, tricampeón del mundo de MotoGP, comparte sus secretos para alcanzar el éxito en el libro 'Lo que aprendí hasta los 30', un glosario de consejos, anécdotas y vivencias del deportista balear para que el lector pueda lograr triunfar en todo aquello que se proponga en la vida.

A través de estos consejos prácticos acerca de los más variados temas, Jorge Lorenzo demuestra que nada sucede por casualidad, y que todo triunfo lleva intrínseco una dosis de perfección y de determinación absoluta. Estos ingredientes son necesarios no sólo para ser el mejor en lo profesional sino también en lo personal.

"Si crees que el éxito cae del cielo, éste no es tu libro. Vas a tener que afrontar un montón de problemas y dificultades, cientos de días en los que te preguntarás si el esfuerzo vale realmente la pena", escribe el piloto de Ducati.

Editado por Alienta Editorial, el libro, que sale a la venta el 10 de abril, está dirigido a las personas que quieren alcanzar sus sueños. Para ello, repasa la filosofía de vida del piloto que versa sobre la superación personal y la importancia de visualizar el éxito, pero también sobre la necesidad de invertir de manera inteligente los beneficios económicos obtenidos.

Con tan sólo 3 años, Lorenzo se subió por vez primera a una moto que había fabricado su padre. De los 5 a los 10 ganó campeonatos infantiles y de alevines en diferentes categorías en las Islas Baleares. En 1997 empezó a competir en toda España en la Copa Caja Madrid-Aprilia, en la que ganó dos campeonatos, antes de correr en el Mundial.

En 2002 se convirtió, con quince años y un día, en el piloto más joven en disputar un Gran Premio del Campeonato del Mundo de Motociclismo. En 2006 consiguió proclamarse por primera vez campeón en la categoría de 250 cc (ahora Moto2) y en 2007 repitió. Fichó entonces por Yamaha, con la que consiguió tres campeonatos de MotoGP en 2010, 2012 y 2015. Posteriormente fichó por Ducati, su actual equipo.