(Ampl.) Barcelona toma medidas para evitar el incivismo de los seguidores de equipos deportivos que llegan a la ciudad

Actualizado 14/11/2007 19:43:19 CET

BARCELONA, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

La comisión de gobierno del Ayuntamiento de Barcelona decidió hoy tomar medidas para evitar el incivismo por parte de los seguidores de equipos deportivos que llegan a la capital catalana para competir.

Esta iniciativa se produce la semana después de que acudieran a la ciudad miles de hinchas del equipo escocés Glasgow Rangers sin entrada, para acompañar al equipo en el partido de la Champions League que disputó en el Camp Nou contra el Futbol Club Barcelona.

"Los ciudadanos --de Barcelona-- y su administración no pueden aceptar" los hechos de la semana pasada, indicó en rueda de prensa el primer teniente de alcalde, el socialista Carles Martí, en referencia a los actos incívicos que protagonizaron los 'hooligans', como consumir bebidas alcohólicas u orinar en la vía pública.

Por ello, Martí indicó que "de la misma manera que está integrada la celebración de las victorias en la ciudad", lo mismo debe ocurrir con las competiciones deportivas en que se prevé una llegada masiva de aficionados.

COMISIÓN MUNICIPAL

Martí concretó que una comisión municipal iniciará contactos con los clubes, la Uefa y los entes locales de las ciudades de origen de los clubs para "disponer de mejor información" sobre "la demanda sobre las entradas", las que se han comprado, y las características de las aficiones. Dichos trabajos los liderará la número dos del área de Prevención, Seguridad y Movilidad del Ayuntamiento.

En el órgano municipal se convocará a "los representantes de la Generalitat relacionados con el deporte, los clubes de la ciudad y los representantes de la Uefa para ver cómo, una vez en Barcelona, se articula la llegada de seguidores y ver los elementos necesarios para canalizar la estancia de los ciudadanos".

Martí recordó que un precedente de esta iniciativa se encuentra en los Mundiales de Futbol que se celebraron el pasado año en Alemania, ya que las ciudades germánicas optaron por habilitar espacios para los aficionados sin entrada para seguir, en directo y rodeados del ambiente futbolística, la retransmisión televisada de los partidos.

En relación a cuándo empezarán a aplicarse las conclusiones que alcance este órgano, Martí dijo: "No se si será en el próximo partido de la Uefa, pero sí en un plazo relativamente breve".

"EL AYUNTAMIENTO SE REAFIRMA"

Sobre la actuación del consistorio la pasada semana, que fue criticada por la oposición alegando que los agentes de la Guardia Urbana no actuaron contra los actos de incivismo de los hinchas del Glasgow Rangers, Martí dijo: "El Ayuntamiento de Barcelona se reafirma en el hecho de que las decisiones que tomaron las decisiones fueron las acertadas".

"Otras decisiones hubieran tenido más inconvenientes y más problemas de los que tuvimos", dijo el edil, y añadió : "No estamos satisfechos de lo que pasó" ya que "los ciudadanos, su administración, el tejido asociativo, no pueden aceptar estas circunstancias". Por ello, indicó que el consistorio no puede quedarse "en una simple queja" a la Uefa, el Consulado Británico y el FC Barcelona y apuesta por "abordar el problema desde su raíz".

"Asumimos nuestra parte de responsabilidades pero no todo está en manos del Ayuntamiento", dijo Martí, quien emplazó a las autoridades deportivas, los clubes y la Uefa a "tomar medidas". En este sentido, aseguró que, en la actualidad, "las medidas que se toman sobre la prevención de violencia en el deporte se limitan a los recintos deportivos, y hay la paradoja de que si se expulsa a alguien que va borracho --y está dentro del estadio-- se le pone en la vía pública".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies