Belmonte: "Si logro medalla en Kazán tendré más opciones de triunfar en Río"

Mireia Belmonte y Fred Vergnoux
Foto: TWITTER
Actualizado 22/01/2015 23:05:12 CET

MADRID, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

   La nadadora española Mireia Belmonte se encuentra inmersa en una exigente fase de preparación que desembocará, dentro de un año y medio, en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, pero mientras tanto su próximo objetivo pasa por el Mundial de piscina de 50 metros en Kazán (Rusia), un excelente termómetro para este verano de cara a la cita olímpica.

   "Si logro medalla en el Mundial de Kazán tendré más opciones de triunfar en Río", indicó la badalonesa, que conquistó tres récords del mundo y un total de 36 medallas en el año 2014. "Ahora tengo la sensación de que pasan los días muy rápido, así que no puedo descuidarme", comentó Belmonte en declaraciones a Televisión Española.

   La catalana, que se entrena en Sierra Nevada, explicó que no conoce otro método que "trabajar duro". "Todo lo que sea deporte me ayudará para la coordinación en natación y sólo queda un año y medio para las Olimpiadas", espetó la doble medallista en Londres 2012.

   Belmonte nada entre 9 y 10 kilómetros al día y sabe que su próximo reto estará en Rusia, entre el 5 y el 16 de agosto. "Todo el mundo dice que el Mundial previo a los Juegos es muy sintomático. Y si logro la medalla en el Mundial tendré más opciones de triunfar en Río", explicó la cuádruple campeona del mundo en el último certamen de Doha.

   Además, Mireia afirmó que no tiene problemas en realizar otros deportes como el esquí, por mucho que sean de riesgo para su musculatura. "Hay que buscar un equilibrio mental y esto me viene bien", dijo la nadadora de Badalona, que este mismo jueves inaguró una exposición en su ciudad donde han sido expuestas todas sus medallas y conquistas.

VERGNOUX: "ME GUARDARÉ UN AS EN LA MANGA".

   Por su parte, su entrenador Fred Vergnoux también se mostró en el mismo sentido que su discípula y destacó su "capacidad de recuperación". "Esto es algo que puede agradecer a sus padres", añadió el técnico, considerado por sus compañeros como el mejor entrenador del año 2014.

   Sin embargo, Vergnoux cree que la cita de Kazán no será definitiva para evaluar el nivel de su pupila porque --cuando llegue-- todavía restará un año para viajar a Brasil. "Es un campeonato muy a tener en cuenta, pero yo también me guardaré un as debajo de la manga", sentenció el francés.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies